Roban sangre de Juan Pablo II

La reliquia fue sustraída de la iglesia de San Pietro, en la provincia de L'Aquila, lugar que Juan Pablo II visitó muchas veces durante su pontificado.

Ciudad del Vaticano

Una ampolleta que contiene una pequeña cantidad de sangre de Juan Pablo II, que este año será declarado santo, fue robada este fin de semana de un santuario de la región italiana de Los Abruzzos.

El presidente de la asociación cultural San Pietro della Ienca, Pasquale Corriere, dijo que la reliquia fue sustraída durante un robo perpetrado la madrugada del domingo en el templo ubicado en las faldas del monte Gran Sasso, provincia de L'Aquila.

La policía de L'Aquila ya realizó una inspección en el lugar del robo y abrió una investigación por este caso, en tanto que la Procuraduría de la República también abrió un expediente.

En la iglesia de San Pietro, donde se encontraba la reliquia, Juan Pablo II había estado muchas veces con ocasión de sus diversas excursiones al Gran Sasso.

Amante de la montaña desde joven y esquiador asiduo, durante su pontificado, Juan Pablo II salió del Vaticano de incógnito en más de 100 oportunidades para tener momentos de esparcimiento en diversas estaciones de esquí cercanas a Roma.

En 2011 el templo fue elevado a la calidad de santuario y dedicado a la memoria del Papa polaco.

Existen pocas reliquias de sangre de Juan Pablo II en el mundo, una de ellas está en México desde 2011 y peregrinó por diversas ciudades del país durante varios meses.