Familiares surcoreanos y norcoreanos celebran reencuentro

El programa de reencuentros llevaba más de tres años interrumpido a raíz de la tensión en las relaciones bilaterales.

Ciudad de México

Tras décadas de separación, familiares de Corea del Norte y del Sur se reencontraron hoy en el marco de una reunión organizada por los dos gobiernos en las montañas de Kumgang, costa este del país comunista.

Según informaron medios surcoreanos desde ese lugar, 82 surcoreanos de edad avanzada se reunieron en un hotel con unos 180 familiares del vecino del norte. Los surcoreanos cruzaron la vigilada frontera en autobús.

El encuentro entre familiares que comienza hoy y está limitado a sólo tres días, permitirá a los implicados el primer contacto directo en décadas con sus hermanos, parejas, padres, madres o hijos.

La televisión surcoreana mostró imágenes de padres y madres abrazando a sus hijos e hijas y de hermanos intercambiando fotos. El reencuentro sólo durará hasta el sábado.

"Nunca pensé que iba a tardar tanto", comentó Lee Sun Hyang, surcoreana de 88 años, que se reencontró con su hermano 17 años menor. Para muchos, se trata de la última oportunidad de ver a sus seres queridos.

Kim Myong Bok, surcoreana de 66 años, le llevó a su hermana Kom Myong Sook, un año mayor y norcoreana, las últimas palabras de su padre. "Antes de morir en 2004, dijo que echaba de menos a su hija mayor y que le daba pena dejarte".

En tanto, el surcoreano Kang Neung Hwan, de 93 años, vio a su hijo de 64 años por primera vez. Cuando Kang dejó el norte en 1951, ni siquiera sabía que su esposa estaba embarazada.

En una segunda ronda, el domingo un grupo de unos 360 surcoreanos serán llevados a Corea del Norte, donde se reunirán con 88 familiares de edad avanzada.

Al dividirse el país en la Guerra de Corea (1950-53) numerosas familias quedaron separadas por la frontera.

El programa de reencuentros llevaba más de tres años interrumpido a raíz de la tensión en las relaciones bilaterales. Sin embargo, estos encuentros, organizados por la Cruz Roja de ambos países, se consideran un signo de los esfuerzos por un acercamiento.