Dar noticias falsas y difamar es pecado: Papa

El pontífice advirtió que expandir la desinformación es "probablemente el mayor daño que pueden hacer los medios".
El Papa habló del peligro de usar los medios para difamar a los rivales políticos.
El Papa habló del peligro de usar los medios para difamar a los rivales políticos. (Reuters)

Ciudad del Vaticano

Los medios que se centran en los escándalos y difunden noticias falsas para difamar a los políticos se arriesgan a parecerse a la gente que tiene una fascinación mórbida con los excrementos, dijo el papa Francisco en una entrevista publicada hoy.

El pontífice argentino afirmó al semanario católico belga "Tertio" que expandir la desinformación es "probablemente el mayor daño que pueden hacer los medios" y que usar las comunicaciones para este fin en lugar de usarlas para educar a la gente equivale a un pecado.

TE RECOMENDAMOS: Papa amplía permiso a sacerdotes para absolver aborto

Usando términos psicológicos precisos, afirmó que los medios centrados en los escándalos se arriesgan a ser presa de la coprofilia -excitación por los excrementos- y que los consumidores de estos productos se arriesgan a cometer coprofagia -comer excrementos-.

El Papa pidió perdón por recurrir a estos términos para ilustrar su punto de vista al responder a una pregunta sobre el correcto uso de los medios.

"Creo que los medios deben ser muy claros, muy transparentes, y -sin intención de ofender- no caer en la enfermedad de la coprofilia, que es querer cubrir siempre escándalos y cosas desagradables, incluso aunque sean verdaderas", afirmó. "Y como la gente tiene tendencia a la enfermedad de la coprofagia, se puede hacer mucho daño", dijo.

Esta parte, que fue distribuida a la prensa con una traducción italiana de la entrevista, realizada en el español nativo de Francisco, contiene parte del lenguaje más directo jamás usado por el Papa para referirse a los medios.

También habló del peligro de usar los medios para difamar a los rivales políticos.

"Los medios de comunicación tienen sus propias tentaciones. Pueden ser tentados por la calumnia y ser usados, por tanto, para difamar a la gente y calumniarla, sobre todo en el mundo de la política", señaló. "Pueden ser usados como medios de difamación (...). Nadie tiene derecho a hacer esto. Es un pecado y es doloroso", agregó. 

JOS