Ataque a hotel de Malí deja al menos 3 muertos

De acuerdo con la televisión pública del país africano, 80 de 170 rehenes fueron liberados durante el asalto de las fuerzas armadas al Hotel Radisson de la capital.

Bamako, Mali

Al menos tres personas murieron en una toma de 170 rehenes en el hotel Radisson de Bamako, asaltado por las fuerzas de seguridad de Malí, país donde se multiplican los ataques yihadistas.

"Tres rehenes resultaron muertos", dijo a la un portavoz del ministerio de Seguridad de Malí. Un asalto de las fuerzas de seguridad malíes "acaba de ser lanzado" y las "fuerzas especiales pudieron liberar a diez personas", agregó.

Por su parte, la televisión pública de Malí dijo que 80 rehenes fueron liberados durante el asalto de las fuerzas armadas al hotel.

"Ataque al Hotel Radisson : las fuerzas especiales lanzaron el asalto, primeros rehenes liberados, unos 80" indica ORTM en un cintillo. "Las fuerzas de seguridad liberaron a unos 30 rehenes, y otros pudieron escaparse" dijo por su lado el ministro de Seguridad, el coronel Salif Traoré.

El grupo hotelero Rezidor, que gestiona el Radisson de la capital Malí, informó que dos asaltantes tomaron como rehenes a "140 clientes y 30 empleados".

"Nuestros equipos de seguridad están en contacto constante con las autoridades locales para aportar toda la ayuda posible para restablecer la seguridad en el hotel. De momento no disponemos de otras informaciones y seguimos la situación de cerca", dijo en un comunicado.

Sin embargo, el ejército de Malí señaló que 10 hombres armados habían asaltado el lugar por la mañana exclamando "Allahu Akbar", o "Dios es grande" en árabe, antes de abrir fuego sobre los guardas de seguridad.

Desde el exterior de este hotel de 190 habitaciones se escucharon disparos de armas automáticas. "Sucede en la séptima planta, unos yihadistas están disparando en el pasillo", declaró una fuente de seguridad. La zona fue acordonada por la policía.

Según una fuente de seguridad malí, los atacantes entraron en el recinto del hotel a bordo de un coche con matrícula diplomática.

Seis miembros del personal de la compañía aérea turca Turkish Airlines se hallan en el hotel, indicó una fuente gubernamental turca.

"Hemos confirmado que hay en este momento seis empleados de la Turkish Airlines", dijo esta fuente, que requirió el anonimato.

La aerolínea turca cubre varios destinos en África, entre ellos la capital de Malí.

Por otra parte, entre los 170 rehenes hay al menos siete ciudadanos chinos, según la agencia oficial Xinhua

La embajada de Estados Unidos en Malí pidió a sus ciudadanos que se mantuvieran a resguardo, en medio de noticias sobre una "operación en marcha con tirador activo" en el hotel. La gente en la zona huía por una carretera de tierra mientras soldados equipados con material de combate la llevaba a lugar seguro.

También la embajada de Francia pidió a sus ciudadanos que se mantuvieran a resguardo si estaban en Bamako. 

Fuerzas de la ONU

Además de policías y militares malíes desplegados en torno al hotel, también se hallaban en el lugar miembros de la fuerza de la ONU en Malí, la Minusma.

Según un consultor francés que requirió el anonimato, y que se aloja frecuentemente en el Radisson, este hotel "es un objetivo evidente para los terroristas".

En agosto, un ataque contra un hotel en Sévaré (centro de Mali), causó 13 muertos. El pasado 7 de marzo un atentado contra un bar-restaurante en Bamako costó la vida a 5 personas, entre ellas un francés y un belga.

En 2012, varios grupos yihadistas vinculados a Al Qaida se apoderaron de zonas del norte de Mali. Muchos de ellos fueron expulsados gracias al lanzamiento en enero de 2013 de una operación militar internacional a iniciativa de Francia y todavía en vigor.

Pero quedan zonas fuera del control de las fuerzas malíes y extranjeras. Por un tiempo los ataques yihadistas se concentraron en el norte pero desde el comienzo de 2015 se fueron extendiendo al centro, y desde junio al sur del país.