Muere a los 117 años en Japón la mujer más anciana del mundo

Misao Okawa fue reconocida por Guinness como la mujer más anciana en febrero de 2013, cuando tenía 114 años y como la persona viva más vieja del mundo en agosto del mismo año, cuando ya había ...

Tokio

Misao Okawa, una mujer japonesa que fue reconocida por la organización Guinness World Records como la persona más vieja del mundo, murió este miércoles a la edad de 117 años en un asilo para ancianos en Osaka.

Nacida en 1898, Okawa fue reconocida por Guinness como la mujer más anciana en febrero de 2013, cuando tenía 114 años y como la persona viva más vieja del mundo en agosto del mismo año, cuando ya había cumplido 115.

Okawa murió de insuficiencia cardíaca y dejó de respirar cuando su nieto y una enfermera estaban a su lado, señaló Tomohiro Okada, un funcionario de la residencia para ancianos de Osaka.

"Ella estaba tan plácidamente, como si acabara de caer dormida", indicó Okada. "La extrañaremos mucho", agregó.

Okawa, quien nació en Osaka el 5 de marzo de 1898, había perdido el apetito hace uno diez días, recordó Okada, reportó el diario The Japan Times.

La mujer contrajo matrimonio en 1919, y tuvo dos hijas y un hijo. Le sobreviven tres hijos, cuatro nietos y seis bisnietos. Su marido murió en 1931.

Mientras celebraba su cumpleaños a principios de marzo, Okawa dijo que 117 años no le parecían tanto tiempo y también mencionó que la clave para una larga vida estaba en dormir al menos ocho horas y comer sushi, su comida favorita.

La persona más anciana que ha vivido de acuerdo con Guinness era Jeanne Calment de Francia, que vivió 122 años y 164 días. Ella murió en agosto de 1997.