Macri y Cameron acuerdan abrir un nuevo episodio en Davos

"Quiero que dialoguemos sobre todos los temas que están pendientes, incluido Malvinas, con nuestras diferencias y nosotros manteniendo nuestros reclamos, pero dialoguemos", señaló Macri, según ...
Macri y Cameron en su reunión en Davos.
Macri y Cameron en su reunión en Davos. (AFP)

Davos

El presidente argentino Mauricio Macri se estrenó en el Foro de Davos con un encuentro con el primer ministro británico David Cameron, y acordaron mantener el diálogo para "abrir un nuevo episodio".

Doce años después de la última participación argentina en Davos, el club de la élite mundial, Macri arrancó su jornada multiplicando los contactos con mandatarios y empresarios, acompañado por la plana mayor de su gabinete, y el líder de uno de los grupos de oposición, Sergio Massa.

El encuentro con Cameron se celebró a puerta cerrada hacia el mediodía. Ambos convinieron en que "existe la posibilidad de abrir un nuevo capítulo", según el comunicado emitido por Londres.

"Quiero que dialoguemos sobre todos los temas que están pendientes, incluido Malvinas, con nuestras diferencias y nosotros manteniendo nuestros reclamos, pero dialoguemos", señaló Macri, según el comunicado de su gabinete.

La presencia de Massa era necesaria "porque queremos que sea una cuestión de Estado", añadió el texto.

Era una manera de marcar el regreso de Argentina a la arena de los inversores y las grandes empresas, pero en términos diplomáticos, el resultado demostró que el camino es largo.

Cameron "dejó claro que nuestra posición sigue siendo la misma y que en el reciente referéndum quedó absolutamente claro que los habitantes de las islas quieren seguir siendo británicos", precisó el texto de Downing Street.

Los habitantes de las Malvinas optaron masivamente en 2013 por permanecer bajo bandera británica.

Argentina invadió el archipiélago en 1982, lo que provocó una corta guerra con Gran Bretaña.

Macri y Cameron conversaron durante media hora, los últimos cinco minutos a solas, detalló el texto argentino.

"Una delegación empresarial del Reino Unido visitará la Argentina en el segundo semestre del corriente año para analizar diversos temas de infraestructura", explicó Buenos Aires.

Cameron invitó por su parte a Macri a viajar a Londres para asistir a un seminario sobre transparencia en la gestión administrativa y lucha contra la corrupción.

Macri, que asumió en diciembre, ha tomado medidas de liberalización económica que han generado interés en círculos internacionales, y que en muchos aspectos recuerdan a la agenda del conservador Cameron.

El comunicado británico indicó que ambos "discutieron sobre cómo el Reino Unido podría ayudar a los planes (argentinos) para reformar la economía, en particular en el sector energético, transparencia y ciencia".

El encuentro fue el primero de carácter formal en años entre un líder argentino y otro británico.

Cameron y la entonces presidenta Cristina Kirchner se toparon brevemente durante la cumbre del G20 de 2012 en México. La presidenta quiso entregarle un sobre sobre las Malvinas, pero Cameron lo rechazó.

- Actividad incesante -

Los encuentros en Davos, un foro al que acuden cada año unos 2 mil 500 invitados selectos, entre patronos de empresas, gurús financieros e inversores, acostumbran a celebrarse de manera informal y a menudo rápida, y Macri no escapó a la regla, repartiendo saludos en pasillos y salas del Centro de Congresos y hoteles de la ciudad alpina.

El presidente de Coca-Cola, Muhtar Kent, le prometió una inversión de mil millones de dólares en los próximos cuatro años, indicó la presidencia argentina en Buenos Aires.

Argentina tiene pendiente de solución un enojoso litigio con un grupo de inversores, a causa de su default sobre la deuda externa hace 15 años, además de otros conflictos menores como con el Fondo Monetario Internacional, a causa de sus estadísticas.

"Parte de esta vocación del presidente Macri de integrarse al mundo a través del diálogo es diciendo la verdad. Un país que durante años mintió a través de sus estadísticas no es un país creíble, y eso es lo que estamos cambiando", declaró el miércoles a la AFP el ministro de Finanzas, Alfonso Prat-Gay.

Argentina quiere además relanzar las conversaciones dentro del Mercosur, en especial con su socio brasileño, para luego presentar un frente unido en las negociaciones con la Unión Europea para un acuerdo de libre comercio que se resiste, explicó a la AFP la canciller Susana Malcorra.