Llega la ayuda internacional a Chile para combatir incendios

México ordenó desplegar "58 técnicos especializados y combatientes de incendios forestales"; en una semana casi 190 mil hectáreas de vegetación han sido consumidas en el fuego.
Un bombero murió al intentar ayudara a una familia a salir de su hogar que era devorado por el fuego en la región del Maule, en el sur del país.
Un bombero murió al intentar ayudara a una familia a salir de su hogar que era devorado por el fuego en la región del Maule, en el sur del país. (AFP)

Santiago

El devastador incendio que afecta desde la semana pasada a regiones del centro y sur de Chile, con miles de hectáreas de bosques y pastizales consumidas por el fuego, seguía hoy imparable a pesar de los esfuerzos por terminar  con el mayor desastre forestal de la historia del país.

Al trabajo de bomberos y de efectivos de las Fuerzas Armadas, que  luchan día y noche contra el fuego, se comenzaba a sumar ayuda extranjera tras el llamado urgente que hizo el gobierno en busca de apoyo.

"Con nuestras manos no alcanza", clamaba a los medios de comunicación uno de los miembros de la cuadrilla de hombres que combate las llamas en el sur del país.

TE RECOMENDAMOS: Cien viviendas quemadas por incendio forestal en Chile 

El gobierno de México ordenó desplegar a Chile una fuerza de tarea de "58 técnicos especializados y combatientes de incendios forestales", mientras expertos franceses en el tema se encuentran desde esta semana en el país.

Por otro lado, llegó a Chile el Supertanker 747-40, el mayor avión jamás construido para combatir incendios.

Su capacidad de descarga de agua, espuma, retardadores o gel es de alrededor de 72 mil litros, lo que equivale a la capacidad de unos 70 helicópteros funcionando de forma simultánea. De unos 70 metros de largo, vacío pesa 180 toneladas. Puede levantar vuelo con un peso de hasta 400 toneladas.

"Esto no es una herramienta que pueda ser sustituto del resto de las cosas. Esto no es una varita mágica que va a apagar solo los incendios", advirtió hoy el representante de la compañía, Dieter Linneberg.

El trabajo que realizará el aparato servirá de apoyo al que efectúan desde la semana pasada las brigadas de Conaf, bomberos voluntarios y efectivos del ejército, aclaró el directivo.

Según Conaf, el mega incendio ha consumido más de 162 mil hectáreas de pastizales, arbusto y bosques de variadas especies. Las regiones más afectadas han sido las de O'Higgins y del Maule, en el sur de Chile. El fuego ha alcanzado también a la región Metropolitana, situada en el centro del país.

El gobierno de la presidenta Michelle Bachelet, que ha sido criticado por la oposición conservadora, que lo acusa de reaccionar con "lentitud" ante el problema, no descartó en la víspera que los incendios sean intencionales.

TE RECOMENDAMOS: Declaran alerta roja por un incendio forestal en Chile 

"No (lo) podemos descartar ni afirmar", dijo la mandataria, que hoy visitaba localidades de la región del Maule, declaradas zonas de catástrofe por la magnitud del fuego.

En tanto, el Ministerio del Interior preparaba la presentación de dos querellas judiciales en contra de dos personas detenidas por el presunto delito de incendio intencional en las localidades de  Chanco, a unos 400 kilómetros al sur de la capital, Santiago de Chile, y Lircay, a unos 280 kilómetros.

"Una de las personas fue encontrada en flagrancia originando  incendios en una de las zonas afectadas", señaló un comunicado del general inspector de Carabineros (la policía uniformada), Víctor Herrera, quien confirmó que ya va una decena de detenidos.

De acuerdo con la Conaf, los incendios son generalmente "producto de la negligencia, el descuido o la mala intención".

Además de las millonarias pérdidas por la acción del fuego, aumenta la preocupación por el efecto que ha tenido en los animales, a los que le ha casi sido imposible escapar de las llamas. Y a los que quedan vivos les falta agua y forraje.

"Ese es el principal problema", subrayó a la edición digital de "El Mercurio", la veterinaria Claudia Parraguez.


jamj