• Regístrate
Estás leyendo:
Comparte esta noticia
Lunes , 18.06.2018 / 22:22 Hoy

Gobierno francés y sindicato constatan sus desacuerdos sobre la reforma laboral

La ministra francesa de Trabajo, Myriam El Khomri, descartó cambios en el aspecto más cuestionado de su proyecto de ley, la primacía de los acuerdos de empresa sobre los convenios colectivos.

Publicidad
Publicidad

EFE

La ministra francesa de Trabajo, Myriam El Khomri, restableció hoy el diálogo directo con el líder de las protestas contra su reforma laboral, el secretario general de la Confederación General del Trabajo (CGT), Philippe Martínez, con el que constató sus "diferencias esenciales".

El Khomri, que recibió a Martínez durante más de una hora en su Ministerio, afirmó -en declaraciones a la prensa- que va a examinar "atentamente" las propuestas que le presentó el responsable sindical, pero descartó cambios en el aspecto más cuestionado de su proyecto de ley, la primacía de los acuerdos de empresa sobre los convenios colectivos.

Preguntada sobre si el texto que desde esta semana se debate en el Senado podría cambiar, respondió: "enriquecerlo sí, pero sin desnaturalizar" lo que es su aspecto central, "y en particular la primacía de los acuerdos de empresa".

La ministra, en cualquier caso, señaló que "restablecer el diálogo" era para ella "fundamental".

Martínez, por su parte, explicó que en su conversación habían quedado claros los "desacuerdos esenciales" con la titular de Trabajo que "no son nuevos" y dio cuenta de las propuestas que le hizo, que "son precisas".

En concreto, dijo que había pedido a El Khomri que se retirara el texto "para reescribirlo" y que el punto central de sus exigencias es "respetar la jerarquía de las normas" para que las reglas de los convenios colectivos no puedan quedar derogados por otros acuerdos que firmen los sindicatos en las empresas.

La cita de hoy se produjo después de un nuevo pico de tensión el pasado martes, cuando los sindicatos que se oponen a la reforma laboral organizaron una jornada de manifestaciones, que además estuvo marcada por los altercados causados por grupos violentos en la marcha de París.

Frente a las acusaciones del Gobierno en dirección de la CGT por no haber controlado esas violencias y la amenaza de prohibir futuras manifestaciones, Martínez hizo hincapié en desvincularse de las algaradas y en que el mantenimiento del orden es responsabilidad de la policía.

"Los violentos están ahí para desacreditar al movimiento social", argumentó.

Los oponentes a la reforma laboral han decidido organizar nuevas jornadas de protesta el 23 y el 28 de junio.

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.