UE, Rusia y Ucrania se reunirán para hablar del gas

La reunión se efectuará el próximo viernes en Varsovia, Polonia, luego de que la UE y Ucrania llegaran a un acuerdo para que dicho país pueda recibir gas desde Europa occidental.
Importaciones de gas ruso a la Unión Europea
Importaciones de gas ruso a la Unión Europea (Reuters)

Bruselas

La Comisión Europea (CE) anunció hoy que mantendrá una reunión ministerial con Rusia y Ucrania el próximo viernes en Varsovia para abordar la seguridad de suministro de gas hacia Europa occidental.

La Unión Europea (UE) estará representada por el comisario de Energía, Günther Oettinger, mientras que por parte rusa y ucraniana acudirán sus respectivos ministros de Energía, Alexander Novak y Yuri Prodan.

"El objetivo de la reunión es dar seguimiento a la carta que el presidente (de la CE, José Manuel Durao) Barroso envió al presidente Putin el 17 de abril", explicó la Comisión.

Barroso había indicado en su misiva la disposición de la UE de tratar con Rusia y Ucrania las cuestiones relativas a la seguridad de la distribución y tránsito de gas desde estos países.

Rusia es el principal suministrador de este combustible a la UE, el 30 % del que compra el bloque comunitario es ruso, y Ucrania es el principal país de tránsito del mismo hacia territorio comunitario.

La carta de Barroso fue enviada después de Putin advirtiese el pasado 10 de abril en otra misiva dirigida a los líderes europeos, que Moscú podría cortar el envío de gas que pasa a través de Ucrania por el continuo impago de este país y pidió "consultas inmediatas" a tres bandas acerca de esta cuestión.

Ucrania recibirá gas desde la UE

Las empresas de suministro de gas de Eslovaquia y Ucrania firmaron hoy un acuerdo, auspiciado por la UE, que permitirá a partir otoño enviar desde Europa occidental a la república exsoviética hasta 10.000 millones de metros cúbicos de gas anuales, una quinta parte de las necesidades de ese país.

A la firma del acuerdo, retransmitida por televisión, acudió el presidente de la Comisión Europea, José Manuel Durao Barroso, quien lo calificó como un paso importante para "diversificar las fuentes de gas de Ucrania" y aseguró que "contribuye a la mayor seguridad energética de Europa del Este y de la UE en general".