• Regístrate
Estás leyendo: Gala y protestas esperan la investidura presidencial
Comparte esta noticia
Sábado , 23.06.2018 / 00:33 Hoy

Gala y protestas esperan la investidura presidencial

Se estudia cada detalle en las calles de Washington para recibir al magnate como inquilino de la Casa Blanca.

Publicidad
Publicidad

La Aldea

En cuatro días, Estados Unidos entrará en una nueva etapa de su historia. Donald Trump asumirá como el presidente número 45 de ese país, y por su discurso racista, xenófobo y misógino no tendrá una ceremonia inaugural fácil.

Al menos es lo que auguran las protestas que realizarán diversas organizaciones que luchan por los derechos humanos de las minorías.

Desde los escenarios y la infraestructura para las galas inaugurales. La ceremonia de la investidura presidencial, conocida como el Día de la Inauguración, contará con un gran desfile que recorrerá las principales calles de Washington DC.

Tras conocerse que Trump sería el próximo huésped de la Casa Blanca, la capital de la Unión Americana se alistó para convertirse en la ciudad más vigilada del mundo.

Alrededor de 28 mil elementos, entre agentes del Servicio secreto, la Guardia Nacional, el FBI y la Policía regional garantizarán la seguridad de miles de personas que se concentrarán en avenidas emblemáticas como Pennsylvania, Constitución, y Avenida 15.

En los últimos días, los patrullajes del Servicio Secreto se han intensificado. A pie, en bicicleta, o en patrullas, los agentes vestidos de negro recorren día y noche desde el Capitolio hasta la Casa Blanca.

Aunque los turistas pueden seguir disfrutando de los recorridos en lugares como la Plaza Nacional, varios recintos históricos del centro de Washington han sido amurallados con discretas mallas metálicas que dividen, y en algunos casos, impiden el paso. Los alrededores de los monumentos a Lincoln, Washington y edificios de gobierno son celosamente protegidos.

Docenas de gradas han sido colocadas a lo largo de la avenida Pennsylvania, que conecta el Capitolio con la Casa Blanca. Son lugares a los que la gente podrá llegar desde las 6 de la mañana del próximo viernes. La ciudad se ha llenado de ruidos de máquinas instalando templetes y los cientos de trabajadores verifican luces y sonido. Cientos de baños portátiles se han colocado en todos los alrededores.

No se puede dejar ni un detalle al aire. Ni siquiera las manifestaciones. Grupos como la coalición Answer recibieron un permiso para protestar en dos espacios: en la Plaza de la Libertad y la Plaza Conmemorativa de la Marina.

No obstante, parece que no todo saldrá a la perfección. Trump asumirá en medio de una sociedad dividida.

Por los comentarios racistas y misóginos del magnate, al menos una veintena de congresistas demócratas han rechazado asistir a la investidura, entre ellos John Lewis, un emblema de la lucha de los derechos civiles de los afroestadunidenses; y Luis V. Gutiérrez, un descendiente de puertorriqueños.

"Yo le dije a mi esposa que no iría a la toma de posesión de Trump, porque no sería capaz de ver a los ojos de mi esposa y mi hija y decirles que llegó a la presidencia de mi país alguien que se expresa así de las mujeres , de los afroamericanos, de los latinos. Vamos a dar la lucha", aseguró Gutiérrez.

Esa misma polarización se siente en las calles. Pareciera que nadie se atrave a celebrar la llegada del próximo presidente. Al contrario, los recuerdos de la familia Obama son los que más se siguen vendiendo.

Incluso, algunas personas dejan carteles en las vallas que protegen el círculo de la Casa Banca, con mensajes como "Obama's los extrañaremos.

"El presidente Obama se está despidiendo de nosotros, toda la gente se quiere llevar un recuerdito de él. Pero los recuerdos de Trump, esos casi no están saliendo, no sé, será por el miedo que las personas tienen porque a veces vienen a decirme al puesto que no las ponga porque si no las van a quemar", relata María Cuellar, una vendedora de souvenirs en las inmediaciones de la Casa Blanca.

En tanto, en las calles abundan carteles que advierten: "Stop Trump. Stop the racist. Take action" (Paremos a Trump. Paremos el racismo. Toma acción)

Bajo este ánimo agitado, Donald Trump comenzará su mandato.

[Dé clic sobre la imagen para ampliar]

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.