China y Rusia contra toda forma de “proteccionismo”

Reafirman Xi Jinping y Vladímir Putin su apuesta por el comercio libre en el foro de mandatarios de Pekín.
El presidente Xi Jinping dio a conocer el plan al cierre de una cumbre.
El presidente Xi Jinping dio a conocer el plan al cierre de una cumbre. (Etienne Oliveau/EFE)

Pekín

En un mensaje indirecto contra las políticas comerciales del mandatario estadunidense, Donald Trump, los presidentes de China, Xi Jinping, y de Rusia, Vladímir Putin, expresaron ayer su rechazo a todas las formas de proteccionismo y reafirmaron su compromiso compartido de construir una economía abierta y asegurar el comercio libre e inclusivo.

TE RECOMENDAMOS: China pide no caer en el proteccionismo

 “Reafirmamos nuestro compromiso compartido de construir una economía abierta, garantizar el comercio libre e inclusivo y oponernos a todas las formas de proteccionismo”, indicaron en el comunicado conjunto de la Mesa Redonda de Líderes del Foro de Cooperación Internacional Una Franja, Una Ruta, que fue aprobado junto con los otros 28 mandatarios y jefes de gobierno integrantes y con el que culminaron los trabajos del encuentro que congregó a representantes de más de 100 países y de organismos mundiales durante dos días en China.

En el documento también se comprometieron “a promover un sistema comercial multilateral universal, basado en reglas, abierto, no discriminatorio y equitativo que tenga como núcleo a la Organización Mundial de Comercio (OMC)”.

TE RECOMENDAMOS: Prevé China tener un "futuro brillante" con AL y el Caribe

Los mandatarios, entre los que estaban también el jefe de gobierno español, Mariano Rajoy, el presidente de Argentina, Mauricio Macri, y su par chilena, Michelle Bachelet, resaltaron también la importancia de ampliar el crecimiento económico, el comercio y la inversión basados en el nivel de igualdad de condiciones, en las normas de mercado y en las reglas internacionales universalmente reconocidas. En el texto final de la mesa redonda, los líderes también dejaron claro su apoyo a una coordinación más estrecha entre los países involucrados en la iniciativa de la franja y la ruta en materia de política económica, y a construir una sinergia más poderosa de sus estrategias de desarrollo, en un esfuerzo por lograr un crecimiento coordinado e interconectado, que promueva asociaciones entre Europa, Asia, Sudamérica, África y otras regiones.

Así, la iniciativa de la Ruta de la Seda “fomentará una globalización abierta” de la que todos los países participantes deben beneficiarse, señala el documento final de la cumbre.

En el texto no se hace mención alguna sobre la inclusión o posible participación de Norteamérica en la ambiciosa iniciativa china, que busca crear una extensa red de corredores comerciales e infraestructura a lo largo de las antiguas rutas mercantiles entre Asia, Europa y África, y que representa el proyecto geopolítico y económico más ambicioso de Xi Jinping.

TE RECOMENDAMOS: Servicios secretos de EU son fuente primaria de virus: Putin

Al término del encuentro, el mandatario chino informó los resultados positivos que la reunión internacional dejó para su país: dijo que 68 gobiernos y organismos internacionales firmaron acuerdos de cooperación con China, quien a su vez concretará más de 270 proyectos con éstos en los sectores político, infraestructura, comercio, financiero y conectividad de persona a persona, con el objetivo de dar un mayor soporte a la iniciativa de la Franja y la Ruta e impulsar la confianza de todas las partes involucradas para avanzar en la cooperación.