Ex guardaespaldas de Putin enfrentó a oso para protegerlo

Alexei Dyumin, quien fue designado gobernador regional, contó que una vez se enfrentó a un oso fuera de la casa del presidente ruso mientras él dormía y alejó al animal disparando a sus pies.
El ex guardaespaldas, Alexei Dyumin, ahora gobernador de la región de Tula, platica con el presidente Vladimir Putin.
El ex guardaespaldas, Alexei Dyumin, ahora gobernador de la región de Tula, platica con el presidente Vladimir Putin. (AP)

Moscú

Un ex guardaespaldas del presidente Vladimir Putin, que recientemente fue designado gobernador regional, contó que una vez se enfrentó a un oso fuera de la casa de Putin.

Alexei Dyumin, de 43 años, dijo al diario Kommersant durante una entrevista que estaba de guardia mientras Putin dormía en la residencia presidencial cuando vio al oso parado en las puertas de vidrio.

"Nos vimos a los ojos y él dio un paso atrás. Abrí la puerta y descargué todo el cartucho de mi pistola bajo sus patas. Sentí lástima por el oso", dijo.

Dyumin dijo que el animal retrocedió y después Putin lo elogió por haberle tenido compasión del oso.

Cuando Putin designó a Dyumin la semana pasada como gobernador interino de la región de Tula, al sur de Moscú, muchos comentaristas especularon que era un paso intermedio para un ascenso rápido. Algunos incluso afirmaron que Putin podría estar preparando al fuerte general como su sucesor, un comentario dudoso ya que el presidente ruso hasta ahora no ha mostrado intenciones de dejar el cargo cuando termine su periodo en 2018.

Aunque el callado agente ofreció pocos detalles de su servicio a un lado de Putin, compartió algunos detalles hasta ahora desconocidos sobre el discreto líder ruso, una figura que atrae mucho interés, tanto de partidarios como oponentes.

Después de ser durante mucho tiempo el guardaespaldas de Putin, Dyumin recibió el rango de general en 2014 y fue nombrado jefe de las Fuerzas de Operaciones Especiales del Ejército, un grupo élite de soldados que llevan a cabo tareas importantes en el extranjero.

Al año siguiente fue nombrado subjefe de Fuerzas Terrestres y ascendido a viceministro de defensa en diciembre.

Dyumin no mostró ambiciones políticas durante su entrevista, describiéndose como un hombre militar que seguía órdenes al aceptar el nuevo trabajo.

"Cuando me ofrecieron el trabajo, era un hombre militar y fue el comandante en jefe quien dio la tarea. Trabajaré para tener éxito", dijo.