Gerente de McDonald's cae por vender BigMac con 'coca'

El encargado de la sucursal de comida rápida del Bronx, Nueva York, tenía ocho años en el turno de la noche, donde mercaba dosis de cocaína entre las bolsas de papas y hamburguesas.
Este es un combo paquete que vendía el dealer de 26 años de edad.
Este es un combo paquete que vendía el dealer de 26 años de edad. (Especial)

Nueva York

Un gerente de una sucursal de comida rápida en Nueva York fue capturado por la policía por vender cajitas felices con un premio especial: 100 gramos de cocaína.

De acuerdo con el diario de Miami, El Nuevo Herald, las autoridades estadunidenses, el encargado de McDonald’s, ubicado en el sector del Bronx, fue aprehendido por vender droga escondida entre las hamburguesas, papas y refrescos.

Agentes encubiertos le siguieron la pista a Frank Guerrero, de 26 años, durante tres meses como parte de la “Operación Fuera del Menú”, como fue llamada la investigación.

TE RECOMENDAMOS: Hallan droga oculta en cuadro de Emiliano Zapata; iba a EU

El hombre cayó cuando les vendió a los policías encubiertos un total ocho órdenes con cocaína valoradas en 10 mil 900 dólares, según el reporte de la Oficina del Fiscal Especial de Narcóticos de Nueva York.

Durante la última transacción, el 22 de septiembre, Guerrero les vendió 100 gramos de droga por 6 mil 520 dólares. El joven sacó la droga de un dispensador de jabón de manos y la escondió en una bolsa de McDonald’s, que les entregó a los agentes encubiertos, quienes estaban sentados en una de las mesas del restaurante.

El dealer trabajaba como gerente de McDonald’s en el turno de la noche, durante los últimos ocho años.

La Oficina del Fiscal Anticorrupción de Nueva York reveló que aunque en la noche no se recibían órdenes dentro del local sino solo a través de la ventanilla de los vehículos, Guerrero invitó a los oficiales encubiertos en varias oportunidades al interior del restaurante.

En otras cinco ocasiones les vendió y entregó la mercancía en el estacionamiento del restaurante.

Durante el arresto los oficiales encontraron en el restaurante de comida rápida bolsas plásticas que Guerrero usaba para empacar la droga; en su residencia fueron hallados 200 gramos de cocaína y 5 mil 300 en efectivo.

ESS