Salvan de ser cazados a más de 500 elefantes en África

Los paquidermos,a quienes se les aplicó previemente un sedante, fueron llevados desde dos parques del sur de Malaui; sin embargo dos de ellos murieron.

Malaui

Un total de 520 elefantes fueron removidos en un parque de Malaui, África en una de las mayores operaciones de este tipo para salvar a esta especie en peligro de ser cazada de manera ilegal.

African Parks, una organización no gubernamental responsable del proyecto, contribuyó a que los paquidermos fueran llevados desde dos parques superpoblados del sur de Malaui a la reserva de Nkhotakota (centro) a unos 350 km de distancia.

TE RECOMENDAMOS: Dos elefantes salvan a cría de morir ahogada

En Malaui, los elefantes se han visto casi diezmados por la caza furtiva.

Para esta delicada operación, un veterinario a bordo de un helicóptero los sedó desde el aire. Una grúa los levantó después por las patas y fueron transportados durante la noche en camiones de 30 toneladas.

Para African Parks, que gestiona 90 por ciento de los parques de Malaui, esta operación de dos años de duración es "histórica".

Durante el desplazamiento, dos de los elefantes murieron.

"Llevamos a cabo medidas extraordinarias para garantizar un futuro para los elefantes de Malaui", declaró Brighton Kumchedwa, del departamento de Parques Nacionales, perteneciente al Ministerio de Recursos Naturales.

"Es un momento importante para la conservación en Malaui, al igual que para una de las especies más amenazadas del planeta", consideró.

Debido a la caza furtiva, la población de elefantes en Nkhotakota cayó de 1.500 en la década de 1970 a solo un centenar en 2015.

TE RECOMENDAMOS: 'Elefantes', obra sobre la incomunicación humana

Antes de trasladar a los paquidermos a esta reserva, se tomaron medidas para protegerlos, como la construcción de una alambrada eléctrica de gran altura.

"La relocalización lograda es un momento clave para Malaui", consideró Peter Fearnhead, jefe ejecutivo de African Parks.

"Instalar más de 500 elefantes y saber que van a evolucionar en Nkhotakota es una fuente de esperanza".

Cada año se cazan de forma ilegal 40 mil elefantes para explotar el marfil de sus colmillos.



irh