Accidentes viales dejan 25 muertos en elecciones de Perú

Los comicios regionales y municipales se desarrollaron sin incidentes políticos pero sí acusaciones de corrupción, pero la gran movilización causó varios accidentes que dejaron 25 muertos.

Lima

Las elecciones regionales y municipales en Perú se desarrollan sin incidentes políticos mayores, aunque 25 personas murieron en accidentes de tráfico tras una campaña que ha estado marcada por denuncias de corrupción, atentados y el predominio de movimientos locales sobre los partidos nacionales.

La gran movilización que generan los comicios, en los que el voto es obligatorio, generó una serie de accidentes de tránsito, en uno de los cuales murieron siete agentes de la Policía Nacional de Perú (PNP), después de que la camioneta en que viajaban cayera a un abismo en la sierra andina de la región La Libertad.

Otro accidente dejó al menos 18 muertos y 27 heridos cuando un autobús que transportaba a pasajeros que iban a votar en Lima se accidentó en la región andina de Áncash, también en el norte del país.

Con la mayor atención mediática depositada en la elección para la alcaldía de Lima, ya acudieron a sus centros de votación los candidatos que llegaron a los comicios como favoritos: la alcaldesa Susana Villarán, quien busca la reelección, y el exalcalde Luis Castañeda (2002-2010).

En medio de un proceso en el que ha afrontado denuncias y quejas por una supuesta inacción para hacer obras importantes, Villarán corre a la sombra de Castañeda, quien en los sondeos previos, que solo se pudieron publicar hasta el domingo pasado, aparecía en el primer lugar.

"Voten con conciencia, con el corazón, por una Lima que queremos para todos y todas, armoniosa, próspera, donde reine la paz, la alegría y el desarrollo de las familias y la ciudad", afirmó hoy Villarán.

Castañeda por su parte, afirmó que no se siente ganador, aunque ya ofreció que se dedicará a trabajar por el desarrollo de la ciudad.

Tras votar en una universidad privada de Lima, el presidente de Perú, Ollanta Humala, afirmó que su Gobierno trabajará con las autoridades que serán elegidas en todo el país "sin distinciones políticas y pensando en el bienestar de la población."

"El Gobierno va a seguir apoyando a los municipios como lo hemos venido haciendo", declaró Humala a los periodistas, tras lo cual invocó a los electores a que participen en el proceso electoral y permitan "que ganen los que realmente son electos por el pueblo".

La esposa de Humala, Nadine Heredia, que votó en otro local casi en simultáneo con el presidente, también exhortó a la población a participar en los comicios, que se desarrollarán hasta las 16:00 horas, cuando se difundirán los primeros sondeos a pie de urna.

Está previsto que los primeros resultados oficiales se divulguen a partir de las 22.00 hora local.

El proceso electoral se inició en todo el país sin que se haya informado de incidentes mayores, aunque en regiones como Cajamarca y Ayacucho se reportó que las autoridades detuvieron a varias personas que intentaban votar en localidades donde no les correspondía.

Esta campaña ha estado plagada de denuncias de candidaturas vinculadas a diversos delitos de corrupción e incluso al narcotráfico, lo que llevó al Ejecutivo a publicar listas de los que tienen condenas vigentes o procesos judiciales.

Además, la violencia por motivos políticos se presentó en el interior del país y el incidente más notorio fue el asesinato el pasado mes de septiembre de un candidato a la Alcaldía del distrito de San Martín de Pangoa, en la provincia selvática de Satipo, una zona que es afectada por la presencia del narcotráfico.

El viernes, un atentado contra un convoy policial que transportaba material electoral dejó dos agentes muertos y otros cinco heridos en una zona de la región de Ayacucho al que pertenece al convulsionado Valle de los Ríos Apurímac, Ene y Mantaro (Vraem).

Las elecciones son supervisadas por una Misión de Observación Electoral de la Organización de los Estados Americanos (MOE/OEA), que preside el político y abogado uruguayo Sergio Abreu.

En el proceso se elegirán a 12 mil 692 autoridades, entre presidentes regionales, consejeros, alcaldes y regidores (concejales) para 25 regiones, 195 provincias y mil 647 distritos de todo el país.