Hospital español ignoró protocolo por ébola

El hospital Carlos III ignoró el hecho de que Teresa Romero había estado en contacto con un paciente con ébola y no se planteó la opción de un aislamiento preventivo.
Vista general del Hospital Carlos III de Madrid, donde fue ingresada la auxiliar sanitaria infectada con el virus del ébola
Vista general del Hospital Carlos III de Madrid, donde fue ingresada la auxiliar sanitaria infectada con el virus del ébola (AFP)

Madrid, España

Miembros del sindicato de la salud y funcionarios del Ministerio de Sanidad informaron que no se siguió el protocolo de salud en el caso de la enfermera contagiada de ébola, Teresa Romero, lo que aumentó el riesgo de un posible contagio en España, señaló el periódico español El Mundo.

Funcionarios del Ministerio de Sanidad explicaron que Teresa Romero, la primera persona en contraer ébola fuera de África, alertó al personal del hospital Carlos III que presentaba una fiebre constante. Sin embargo, el hospital no la consideró un riesgo porque su temperatura no era superior a 38,6 grados Celsius, cifra a la que se activa la alerta, según el protocolo.

De acuerdo con el periódico El Mundo, el hospital Carlos III ignoró el hecho de que ella había estado en contacto con un paciente con ébola y no se planteó la opción de un aislamiento preventivo.

El Coordinador de del Centro de Alertas y Emergencias del Ministerio de Sanidad, Fernando Simón, dijo a El Mundo que "quizá habría que haber aplicado el protocolo de aislamiento" ya que la enferma tuvo contacto con otras personas antes de recibir tratamiento.

Funcionarios del sindicato de trabajadores de la salud indicaron que el hospital Carlos III consultó con el Servicio de Salud Pública de la Comunidad de Madrid, el cual aconsejó el traslado de la enferma al hospital más cercano de su casa pero sin activar los protocolos de seguridad, dado que su fiebre era baja.

El vehículo en el que se trasladó a Teresa a las 7:00 al hospital de Alcorcón, el más cercano a su domicilio, "no contaba con ninguna protección y siguió realizando los traslados de pacientes hasta las ocho de la tarde", denunciaron fuentes del sindicato de trabajadores de la salud.

Los tres técnicos y el médico, que trasladaron a la enferma, permanecen en sus domicilios aislados. Por su parte, el sindicato de técnicos de emergencias solicitará su baja médica por accidente laboral, mientras pasan los 21 días de incubación del virus.

El 29 de septiembre Teresa Romero comenzó a tener fiebre. Un día después acudió al médico de Atención primaria en su zona y este valoró que la fiebre era síntoma del 'virus de la gripa', seis días después comenzó el protocolo por ébola.

Determinan contagio

La enfermera española que se convirtió en la primera persona en contraer el ébola fuera de África podría haberse contagiado al tocar su cara con los guantes o el traje de protección que usaba mientras atendía a un sacerdote que murió por la enfermedad, dijo un médico que la está tratando.

La enfermera Teresa Romero está internada en un hospital de Madrid para tratar la mortal enfermedad. Funcionarios de salud españoles iniciaron una investigación para determinar cómo contrajo el virus del ébola pese a los estrictos protocolos de seguridad en torno a los pacientes contagiosos.

Aunque Romero es el único caso confirmado en España, aparte de los dos sacerdotes que contrajeron el mal en África, más de 50 personas que podrían haber estado en contacto con el virus en el país están actualmente bajo vigilancia, incluyendo personal de salud, dijeron funcionarios europeos.

"Lo que me ha transmitido es que son los guantes, con los guantes toca la cara, parece ser que es lo que ella ha recordado y me lo ha dicho en tres ocasiones", dijo el médico Germán Ramírez a periodistas, frente a la puerta del hospital Carlos III de Madrid.