"Ganaremos en noviembre", afirma Trump

Después de vencer en las primarias de Indiana, el magnate reconoció a Ted Cruz por dar el paso al costado y llamó a la unidad al interior del Partido Republicano rumbo a las elecciones presidenciales.
Trump convocó a la unidad en el Partido Republicano.
Trump convocó a la unidad en el Partido Republicano. (Reuters)

Washington

El millonario Donald Trump, favorito prácticamente excluyente para conseguir la nominación del Partido Republicano a las elecciones presidenciales de noviembre, prometió que llegará a la Casa Blanca con una victoria "a lo grande".

"Ganaremos en noviembre, y ganaremos a lo grande, y pondremos primero a Estados Unidos", dijo Trump a electores después de vencer las primarias en Indiana, resultado que motivó la salida de escena de su principal adversario en el partido, el senador ultraconservador Ted Cruz.

De acuerdo con Trump, "ha sido una jornada increíble. No me esperaba esto. Ahora quiero traer unidad al Partido Republicano. Tenemos que hacerlo".

Ted Cruz es "un tremendo competidor, es duro, es inteligente", afirmó Trump en un discurso que pronunció en la torre que lleva su nombre, en Nueva York, tras conocerse que había arrasado en las elecciones internas del estado de Indiana.

"Sé lo duro que es, es duro, es duro", agregó Trump al referirse a la decisión de Ted Cruz de retirarse de la carrera para conseguir la nominación republicana con vistas a las elecciones presidenciales de noviembre próximo.

Donald Trump lanzó su campaña electoral en junio del año pasado y en principio no figuraba entre los favoritos entre las encuestas, pero a un mes de que terminen los comicios internos ha ganado en más estados que los demás.

Tras la retirada de Ted Cruz sólo le queda como competidor el gobernador de Ohio, John Kasich, relegado hasta hoy a un tercer lugar, pero muy lejos de Trump y Cruz.

En su discurso improvisado, Trump, rodeado de familiares y parte de su equipo, afirmó que toda su vida la ha pasado compitiendo "en deportes, en el mundo de los negocios y ahora en la política durante diez meses".

"Me he encontrado con una increíble competencia en el Partido Republicano", agregó, y a partir de ese momento aludió a la retirada de Ted Cruz.

"Tiene un futuro increíble", agregó Trump, y dijo que lo felicitaba por haber llegado hasta hoy en la carrera presidencial republicana y adoptar esa "valiente" decisión.

"No es un sentimiento muy bueno, sé lo que debe estar sintiendo ahora Ted", añadió Trump, revisando de vez en cuando los apuntes que tenía en un pequeño papel. Ted Cruz, senador por Texas, "es un duro competidor", insistió.

Sin embargo, Trump ignoró por completo al restante aspirante de los republicanos en carrera, el moderado John Kasich, gobernador de Ohio, quien a pesar de no tener la más mínima posibilidad de victoria insiste en mantener su campaña funcionando.

Trump también mandó un claro mensaje al presidente del Partido Republicano, Reince Priebus, quien publicó en la red Twitter un llamado a los electores a cerrar filas.

Priebus, dijo Trump, "tenía 17 egos, e imagino que ahora se ha quedado con apenas uno", en una referencia a los 17 aspirantes que los republicanos tenían al inicio de la campaña.