Congreso de Venezuela termina sesión tras suspensión de opositores

El secretario general de la OEA, Luis Almagro, exhortó al presidente Nicolás Maduro a respetar los resultados de los comicios de diciembre para permitir el equilibrio de poderes. 
La Policía Nacional Bolivariana rodea el Congreso, donde hoy se suspendió la tercera sesión.
La Policía Nacional Bolivariana rodea el Congreso, donde hoy se suspendió la tercera sesión. (AP)

Venezuela

La Asamblea Nacional de Venezuela suspendió el martes la tercera sesión por falta de quorum en medio de las turbulencias generadas por el Tribunal Supremo de Justicia que ordenó desincorporar a tres diputados y que declaró que serán nulas todas las acciones que tome el poder legislativo mientras sigan activos los congresistas cuestionados.

La mayoría opositora defendió su decisión de mantener a tres diputados del estado sureño de Amazonas que la Corte suspendió por supuestas irregularidades en su elección, mientras el oficialismo indicó que de no acatarse la sentencia podría darse una "omisión legislativa" que le abriría el camino a la Sala Constitucional del Tribunal Supremo para asumir las funciones del Congreso.

El presidente del Congreso, Henry Ramos Allup, anunció a la prensa que la directiva decidió suspender la sesión debido a la falta de quorum de los diputados opositores y oficialistas, y convocó una nueva sesión para el miércoles en la que la mayoría opositora espera definir la postura que asumirá ante la decisión del máximo tribunal.

"La Asamblea Nacional en atribución de sus facultades constitucionales y reglamentarias procedió a juramentar tres diputados electos y proclamados por el Consejo Nacional Electoral", dijo Ramos Allup al defender las acciones la mayoría opositora. "Vamos a cumplir con el mandato del pueblo que eligió 167 diputados por sufragio popular. Si algún otro poder pretendiera o se viera tentado a impedir que la Asamblea Nacional funcionara estaría contrariando evidentemente la voluntad popular", dijo.

El diputado opositor Juan Miguel Matheus dijo que las decisiones de la Sala Electoral del Tribunal Supremo "no se pueden ejecutar" debido a que "son contrarias a la Constitución", e indicó que la mayoría opositora mantendrá a los tres diputados de Amazonas, Julio Haron Ygarza, Nirma Guarulla y Romel Guzamana, para no entrar en un "desacato" del mandato del voto popular de las elecciones del 6 de diciembre.

En la sesión de este martes se esperaba presentar un anteproyecto de ley que otorgará la propiedad a los beneficiarios del programa estatal conocido como "misión vivienda", y discutir un acuerdo sobre el cierre de las fronteras con Colombia y el estado de excepción que mantiene el gobierno desde el año pasado en varios municipios de los estados Táchira, Zulia, Apure y Amazonas.

Horas después, el presidente Nicolás Maduro criticó la postura de sus adversarios desde que se instaló la Asamblea y comentó que los diputados opositores en pocos días han demostrado que no están en capacidad de conducir al país.

"Si no saben ni pueden gobernar una Asamblea Nacional y en una semana se han enredado más que un kilo (de hilaza) de estopa, que pueden (ellos) aspirar a gobernar nuestra patria", dijo el gobernante en un oficial.

"Saben ustedes que la Asamblea Nacional en pocos días ha creado una serie de enredos para la vida institucional del país. Ellos creyeron que venían a darle un golpe de estado al poder judicial, al poder electoral, al poder moral, al poder popular", destacando que esto no será posible si las bases oficialistas se preparan "para defender la constitución" y "para defender la revolución bolivariana", como llaman al proyecto político fundado por el fallecido presidente Hugo Chávez.

Exhorta OEA a Madura respetar resultados electorales

En una carta abierta dirigida a Maduro y fechada en Washington, el secretario general de la OEA, Luis Almagro, exhortó al gobernante venezolano a cumplir su palabra de "respetar los resultados" de los comicios de diciembre y "permitir que se encaminen las acciones para el restablecimiento del equilibrio de poderes, el respeto de la voluntad popular".

"Todo aquello que signifique impedir a un solo diputado a asumir su banca es un golpe directo a la voluntad popular", indicó Almagro en alusión a la decisión del máximo tribunal venezolano.

Almagro también manifestó las dudas existentes sobre la independencia de los poderes en Venezuela.

En ese sentido expresó que "los jueces y el poder judicial deben ser libres y actuar sin influencias o control de los poderes Ejecutivo y/o legislativo".

"Cuando se eligen integrantes de la judicatura que arrastran en sus espaldas militancia política, incluso participación política en cargo electivos, se vulnera la esencia del funcionamiento de separación de poderes y nos lleva a presuponer que las decisiones que se toman tienen no solamente un contenido jurídico sino político", acotó Almagro en alusión a la trayectoria previa de algunos magistrados.

La bancada oficialista aprobó contrarreloj en sesiones extraordinarias, el 23 de diciembre por mayoría simple, las designaciones de 13 magistrados principales y 21 suplentes del máximo tribunal del país luego de cuatro sesiones, que se realizaron por dos días consecutivos, en las que la oposición rechazó las postulaciones alegando que no se cumplieron los requisitos legales.

La coalición opositora denunció que el oficialismo presionó la jubilación de algunos magistrados y aceleró los nuevos nombramientos para asegurar el control del Tribunal Supremo como parte de una serie de acciones para contrarrestar a la mayoría opositora, que incluyó la instalación de un parlamento comunal nacional y la suspensión de los cuatro diputados electos.

Maduro anunció la semana pasada que en esta sesión se entregaría un proyecto de decreto de emergencia económica, pero el diputado oficialista reelecto Diosdado Cabello manifestó dudas de que ese decreto y el informe anual de gestión de mandatario puedan presentarse en el Congreso, y sostuvo que todo dependerá de las acciones que tome la mayoría opositora sobre la sentencia de la Corte.

Cabello dijo a la prensa que de entrar el Congreso en el desacato de la sentencia del Tribunal Supremo "nadie les va a parar porque no reconocen el resto de los poderes. "Pueden aprobar lo que quieran y no tendrá validez", agregó.

El dirigente planteó que "las omisiones legislativas de esta Asamblea Nacional las cubre el Tribunal Supremo de Justicia. Nosotros no nos vamos a quedar de manos amarradas".

Con la incorporación de los tres diputados de Amazonas la coalición opositora asegura que tiene 112 escaños, mientras que el oficialismo tiene 54.