• Regístrate
Estás leyendo: Derechista Iván Duque, presidente de Colombia
Comparte esta noticia
Miércoles , 14.11.2018 / 00:45 Hoy

Derechista Iván Duque, presidente de Colombia

El delfín de Uribe logra 53.98%; el ex guerrillero Petro, 41.81% de votos
Publicidad
Publicidad

El derechista Iván Duque, delfín político del ex mandatario Álvaro Uribe, fue elegido ayer como nuevo presidente de Colombia tras lograr una holgada victoria frente al ex guerrillero Gustavo Petro en la segunda vuelta electoral.

En un duelo determinante para los pactos de paz que buscan acabar con medio siglo de guerra, Duque sumó 53.98 por ciento de votos frente a 41.83 de Petro, con 99.92 por ciento de votos escrutados, según la autoridad electoral.

En el primer discurso tras su victoria, Duque anunció que su gobierno realizará “correcciones” al histórico acuerdo de paz que en 2016 y tras arduas negociaciones desarmó y transformó en partido político a la ex guerrillera Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC). “Esa paz que añoramos, que reclama correcciones, tendrá correcciones para que las víctimas sean el centro del proceso para garantizar verdad, justicia y reparación”, afirmó.

Duque, que asumirá el 7 de agosto, espera modificar lo acordado para que los ex jefes rebeldes acusados de delitos atroces paguen un mínimo de cárcel, y no ocupen ninguno de los diez escaños parlamentarios reservados al ahora partido FARC.

Por su parte, Petro, de 58 años, anunció que liderará la oposición desde el Senado en una defensa férrea de los pactos con las FARC tras cinco décadas de guerra interna.

“Duque, aceptamos su triunfo, es el presidente de Colombia, no le vamos a pedir ministerios ni embajadas ni nada, hoy somos la oposición a ese gobierno”, clamó Petro ante sus seguidores.

Desde el centro de convenciones del centro de Bogotá, Petro, quien dijo que “no me siento derrotado” le pidió a Iván Duque “romper con las fuerzas anacrónicas” que alentaron su candidatura a la cabeza de Uribe y de los partidos tradicionales.

“Desearía que lo hiciera por el bien de Colombia, pero es una decisión de él que aquí nadie le va a imponer”, sostuvo.

Sin embargo, añadió que hará sentir su voz si Duque se “mantiene en esa coalición anacrónica y gobierna con ella Colombia”. Pese a la derrota, el ex miembro de la ex guerrilla del M-19 logró el mayor apoyo a un candidato de izquierda en Colombia con más de ocho millones de votos.

Petro le devolvió a la política colombiana los discursos de plaza y la convocatoria de multitudes, aunque en la carrera para la segunda vuelta, a la que accedió con 25 por ciento de los votos el 27 de mayo, se alejó de las calles y no pudo debatir en televisión al negarse Duque.

Sus propuestas de impuestos para los latifundios improductivos, tránsito hacia una economía no dependiente del petróleo y el carbón, y críticas a la actual política antidrogas inquietaron a las élites.

Aunque el año pasado evitó cerca de tres mil muertes, el pacto con las FARC dividió profundamente a una sociedad anestesiada por décadas de violencia. Vencedor de la primera vuelta con 39 por ciento de los votos, Duque tiene una experiencia política de cuatro años. Aunque se destacó en el Senado, al parlamento llegó impulsado por una lista cerrada liderada por Uribe.

Duque recuperará la presidencia para una derecha contraria al acuerdo con las FARC, que quiere bajar impuestos a las empresas y liderar la presión internacional contra el gobierno de Nicolás Maduro en la vecina Venezuela.

También podrá cumplir sus promesas al tener mayoría en el Congreso y el apoyo de la élite política y empresarial. La abstención fue de 48 por ciento, en línea con el histórico 50 por ciento del país.

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.