Maduro pide a la fiscal regresar al “equilibrio”

El mandatario venezolano exige a Luisa Ortega no utilizar su puesto para fines electorales y critica agresiones del gobierno mexicano.
Ayer murió en Caracas un joven opositor tras un disparo a quemarropa.
Ayer murió en Caracas un joven opositor tras un disparo a quemarropa. (Juan Barreto/AFP)

Caracas

El presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, instó a la fiscal general, Luisa Ortega Díaz, a volver al “equilibrio”, al afirmar que ella adoptó una posición “extremista” que afecta el desempeño de la justicia.

“Venezuela necesita una fiscalía que haga justicia y que vuelva al equilibrio. El país necesita que se capture y se enjuicie a los que han quemado gente viva”, dijo a la prensa en Palacio de Miraflores, al referirse a las manifestaciones contra el gobierno.

TE RECOMENDAMOS: Fracasa en la OEA resolución contra Maduro

Ortega presentó al Tribunal Supremo de Justicia (TSJ) un recurso para pedir que se declare ilegal la Asamblea Constituyente que convocó Maduro para reformar la Carta Magna de 1999.

Como respuesta, el TSJ admitió un pedido del oficialismo para iniciar un procedimiento contra la fiscal para examinar su eventual destitución.

Maduro dijo que si la procuradora quiere ser parte del conflicto político debe tomar decisiones. “Si quiere ser candidata, tiene los derechos, pero no se puede utilizar una institución tan delicada para el país”, aseveró.

El mandatario se dijo seguro de lograr  una victoria sobre los violentos y sobre la agresión que, afirmó, es propiciada desde el exterior por Estados Unidos.

Ayer se reportó la muerte de Luis Vallenilla, de 22 años, que recibió un disparo a quemarropa en una marcha opositora en la autopista Francisco Fajardo, la principal arteria vial de Caracas, en solidaridad con la fiscal Ortega.

En Nueva York, el gobierno venezolano rechazó el llamado de EU a una acción internacional ante la crisis en el país sudamericano.

La embajadora estadunidense ante Naciones Unidas, Nikki Haley, argumentó que la “trágica situación” de Venezuela requiere “acciones” por parte de la comunidad internacional. El mensaje fue rechazado por la delegación venezolana, que además difundió una declaración de respaldo al país firmada por 57 naciones, entre ellas Bolivia, Ecuador, Nicaragua, Rusia, China, Irán, Corea del Norte, Egipto y Sudáfrica.

En otro momento de la conferencia de prensa, Maduro aseguró que el gobierno mexicano prohibió las manifestaciones de apoyo a su país durante los últimos días, mientras se celebraba en Cancún la Asamblea General de la Organización de Estados Americanos (OEA).

“En México no hay libertades políticas y el gobierno mexicano prohibió cualquier manifestación pública de apoyo a Venezuela, que eran miles de personas que lo hicieron (en la capital del país) y se les prohibió hacerlo en Cancún”, acusó.

TE RECOMENDAMOS: Maduro acusa que en México no hay libertad

Maduro denunció que la delegación venezolana que acudió a la Asamblea fue agredida, pero  no dio detalles. También criticó que el canciller mexicano, Luis Videgaray, “no tuvo la decencia de pedir perdón y de proteger a nuestra delegación”.

Un grupo de legisladores de la oposición venezolana y exiliados de ese país interrumpieron el miércoles la tercera sesión plenaria de la 47 Asamblea General de la OEA en protesta contra el gobierno de Maduro y ante la represión oficial ante la oleada de protestas que inició el pasado primero de abril exigiendo “elecciones libres”.

RMR