ELN liberará a dos periodistas secuestrados en Colombia

La guerrilla dijo que liberará a los comunicadores holandeses luego de que el gobierno advirtiera que las acciones "dificultan" los diálogos de paz que mantienen en Quito para buscar la paz.
Varias personas protestan contra el secuestro de Derk Johannes Bolt y Eugenio Ernest Marie, en Bogotá.
Varias personas protestan contra el secuestro de Derk Johannes Bolt y Eugenio Ernest Marie, en Bogotá. (Reuters)

Bogotá

La guerrilla ELN anunció que liberará a dos periodistas holandeses que secuestró en el noreste de Colombia, luego de que el gobierno advirtiera que este tipo de acciones "dificultan" los diálogos de paz que sostienen las partes en Quito.

"El Frente de Guerra Nororiental del ELN informa que los dos señores holandeses capturados se encuentran en buen estado de salud y serán puestos en libertad con un comunicado", informó la guerrilla en sus cuentas en redes sociales.

TE RECOMENDAMOS: Guerrilla del ELN entrega a la Cruz Roja a dos secuestrados 

Con este mensaje, el ELN, única guerrilla activa del país, admitió que tiene en su poder a Derk Johannes Bolt, de 62 años, y Eugenio Ernest Marie Follender, de 58, quienes fueron retenidos el lunes en el municipio de El Tarra, departamento Norte de Santander (fronterizo con Venezuela).

La liberación podría ocurrir este mismo jueves y una comisión humanitaria gestiona el operativo, informó a su vez el gobernador de Norte de Santander, William Villamizar.

"Estamos a la expectativa de que en el día de hoy se logre su liberación, que no le hace ningún beneficio a todos los diálogos que se están llevando a cabo con el ELN", indicó el gobernador a Blu Radio de Bogotá.

Para ello se realiza "todo un operativo humanitario para permitir que los periodistas holandeses sean entregados por el ELN en alguno de los sitios del Catatumbo", región a la que pertenece El Tarra, agregó.

Villamizar explicó que se solicitó al Ejército y al ELN que disminuyan sus operaciones en la zona "para que no corra riesgo la vida de los periodistas holandeses" y se desplacen en condiciones seguras durante las gestiones de la comisión humanitaria.

Los reporteros trabajan para el programa Spoorloos, que ayuda a holandeses adoptados a encontrar a sus familias biológicas en todo el mundo. Su página web afirma que, desde su lanzamiento en 1990, han recibido más de mil peticiones de ayuda anuales.

Los holandeses fueron secuestrados en la misma zona que lo fueron, en mayo de 2016, la periodista colombo-española Salud Hernández y dos reporteros colombianos del canal de televisión RCN.

¿Cese el fuego?

El martes, el jefe negociador del gobierno con esta guerrilla, Juan Camilo Restrepo, advirtió que la retención de los comunicadores "dificulta" las negociaciones con el ELN, que inició los diálogos de paz en febrero en Quito en medio de la conflagración.

Los secuestros son un punto sensible en las negociaciones de paz y el gobierno ha exigido en reiteradas ocasiones que se detenga esta práctica para que avancen las pláticas, que buscan poner fin a más de medio siglo de guerra interna con más de 260 mil muertos y 60 mil desaparecidos.

El ELN ha reiterado de su lado que el "cese al fuego bilateral es una necesidad inaplazable", una tesis que defiende desde el inicio de las negociaciones.

TE RECOMENDAMOS: ‘Enfermeros’ de las FARC dejan los fusiles y toman las batas 

Pero Restrepo recordó este jueves que es imprescindible un "cese de hostilidades", y en especial de los secuestros, las extorsiones, el reclutamiento de menores y los ataques a infraestructuras y oleoductos.

"La posición del gobierno es: estudiaríamos la posibilidad de un cese al fuego siempre y cuando vaya acompañado de un cese de hostilidades, sino no es viable un cese al fuego", insistió Restrepo.

Como muestra de su interés por las negociaciones de paz, este jueves el ELN también reiteró en un comunicado que "no tiene ninguna responsabilidad en el atentado" del sábado contra un centro comercial de Bogotá, que dejó tres muertos, incluida una ciudadana francesa.

"Esa modalidad sólo puede tener como fin deslegitimar a la insurgencia y a los procesos de diálogos, participación y paz", expresó.

En paralelo, prometió que redoblará los "esfuerzos" en la Mesa de Quito "para lograr consensos, avanzar en acuerdos humanitarios e iniciar con premura el proceso de participación de la sociedad".

Con las pláticas con el ELN, el gobierno busca la "paz completa" tras la firma en noviembre de un acuerdo con las marxistas Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC), principal y más antigua guerrilla del continente.


jamj