Pide aventón y lo lleva el presidente uruguayo

Gerhald Acosta se dirigía a su casa y pedía aventón en la carretera cuando fue recogido por el presidente José Mujica, y su esposa, la senadora Lucía Topolansky.

Montevideo, Uruguay

Un joven uruguayo publicó en una red social que el presidente de Uruguay, José Mujica, y su esposa, la senadora Lucía Topolansky, lo recogieron en su vehículo cuando hacía autostop, momento que fotografió y compartió posteriormente en internet.

En concreto, el uruguayo Gerhald Acosta colgó el pasado 7 de enero en Facebook una publicación en la que se leía "el lunes haciendo dedo de Conchinchilla a que no saben quién me levantó en la carretera", junto con una fotografía del mandatario uruguayo en la parte anterior de un vehículo y otra de su esposa en la trasera del mismo.

"Caminé un rato y en ese tiempo pasaron unos 25 o 30 autos y ninguno me paró", contó hoy Acosta al periódico El Observador, hasta que "una camioneta con chapa oficial y un auto que venía detrás" se detuvieron a su encuentro.

El joven, que se dirigía a su domicilio en la pequeña localidad Juan Lacaze desde la papelera Montes del Plata donde trabaja, dijo haber reconocido a Topolansky nada más subir al vehículo.

"A esta mujer yo la conozco. Era Lucía (Topolansky), con la perra Manuela y Pepe (Mujica) venía sentado adelante. No podía creer que el presidente me estaba llevando", explicó a la prensa.

Tras este inesperado encuentro, Mujica y su esposa, que se encontraban camino a la Estancia Presidencial de Anchorena, le preguntaron "qué le había ocurrido para estar haciendo dedo", relató Acosta, quien explicó que ese día no pudo ingresar en la fábrica porque le había caducado la documentación y tuvo que volver a casa de forma imprevista.

"El viaje fue corto, pero ellos fueron muy amables. Al bajar les agradecí muchísimo porque no cualquiera ayuda a alguien en la ruta y menos un presidente", añadió el joven uruguayo, que lamentó no haberse hecho ninguna fotografía junto al popular matrimonio, aunque tomó instantáneas de ambos durante el trayecto.

Acosta se ha convertido en una celebridad entre sus vecinos desde que se publicaron sus imágenes del presidente y la senadora en un diario local, según recogió El Observador.

"Después ya todo el mundo me paraba para preguntarme o decirme algo sobre el presidente", comentó.