¿Qué se sabe del ataque en Niza?

El paseo de los Ingleses de Niza, Francia, fue escenario de un ataque en el que murieron 84 personas cuando un vehículo de 19 toneladas avanzó dos kilómetros arrollando a su paso a la gente. 
En el ataque murieron al menos 84 personas, entre ellas por lo menos dos niños.
En el ataque murieron al menos 84 personas, entre ellas por lo menos dos niños. (AFP)

Ciudad de México

Un camión embistió anoche a una multitud congregada en la ciudad francesa de Niza para ver los fuegos artificiales con motivo de la fiesta nacional, el ataque dejó 84 muertos y 50 personas gravemente heridas.

Dos kilómetros de horror

Hacia las 23:00 horas (local), una multitud abarrotaba el muy turístico paseo de los Ingleses con motivo de los tradicionales festejos del 14 de julio. Los fuegos artificiales acababan de terminar cuando un camión blanco de 19 toneladas, alquilado unos días antes, irrumpió entre la muchedumbre, llevándose por delante a numerosas personas, incluyendo a varios niños, a lo largo de dos kilómetros.

El conductor "cambió de trayectoria al menos una vez", afirmó la policía. "Claramente trató de causar un máximo de víctimas".

La investigación deberá determinar cómo pudo el camión entrar en este famoso paseo costero, cerrado a la circulación y bajo estrictas medidas de seguridad en ocasión de la fiesta nacional.

El chofer, que mató a 84 personas y dejó decenas de heridos, de los cuales 18 están en estado crítico, disparó varias veces con una pistola antes de ser abatido por la policía.

El camión terminó el recorrido cerca del Palacio del Mediterráneo, un hotel de lujo, con los neumáticos reventados y la puerta del lado del pasajero y el parabrisas lleno de agujeros de bala.

Dentro del vehículo se encontró una granada "desactivada" y "armas falsas", según una fuente cercana a la investigación.

Diez niños entre las 84 víctimas del atentado

Diez niños y adolescentes figuran entre las 84 víctimas mortales del atentado, informó el fiscal encargado de la investigaión.

En total, 202 personas resultaron heridas en el ataque y 50 de ellas estaban entre la vida y la muerte, precisó François Molins, el fiscal de París al frente de la fiscalía antiterrorista francesa.

¿Quién es el atacante?

Las fuerzas de seguridad francesas identificaron a Mohamed Lahouaiej-Bouhlel, de 31 años de edad y nacido en Túnez, como el atacante. 

Según una fuente policial, este hombre no figuraba en la lista de personas de los servicios de inteligencia por presunta radicalización, pero tenía antecedentes por pequeños delitos, sobre todo por violencia.

Esta mañana, las fuerzas de seguridad registraron el supuesto domicilio del franco-tunecino. En el inmueble algunos vecinos describieron a Lahouaiej-Bouhlel como un hombre "solitario" y "silencioso". 

Una familia numerosa, que vive también en el inmueble de cuatro plantas que fue revisado hoy, dijo que el hombre nunca les devolvía el saludo. Mientras que Anan, otro inquilino, dijo que no se fiaba de él porque "miraba con demasiada insistencia a sus dos hijas".

En el momento del ataque, Mohamed Lahouaiej-Bouhle estaba sólo en el vehículo. Autoridades francesas llevan a cabo investigaciones para determinar si tenía cómplices, por lo que esta mañana la ex esposa del atacante fue detenida para ser interrogada.

¿Cuáles eran sus motivaciones?

Unas horas después de los hechos, el presidente francés François Hollande dijo que el "carácter terrorista" del ataque es "innegable".

Ocho meses después de los atentados del 13 de noviembre en París, que dejaron 130 muertos, la investigación deberá determinar si el atacante actuó sólo o si siguió órdenes.

Hasta el momento, el ataque no ha sido reivindicado. Sin embargo, la manera de actuar y la fecha escogida para atacar, el día de la fiesta nacional francesa, recuerdan consignas de grupos yihadistas como Al Qaeda o Estado Islámico (EI).

En un mensaje de audio difundido en 2014, el portavoz oficial del EI, Abu Mohamed Al Adnani, urgió a aquellos que denomina "soldados del califato" a utilizar cualquier arma disponible.

"Si no pueden hacer explotar una bomba o disparar, arréglenselas para encontrarse solo con un infiel francés o estadunidense y rómpanle el cráneo con una piedra, mátenlo a cuchilladas, arróllenlo con su vehículo".

Hace un mes, el 13 de junio, Larossi Abbala, utilizó un simple cuchillo para matar a un policía y a su pareja en el domicilio de ambos cerca de París, en un ataque que reivindicó el EI.