Alianza opositora siria rechaza creación de gobierno kurdo

La Coalición Nacional Siria, principal grupo opositor, así como Turquía, se mostraron contrarios al nuevo gobierno independiente en las zonas de mayoría kurda en el país árabe.
El canciller turco, Ahmet Davutoglu, mostró su disconformidad con la decisión de los kurdos sirios
El canciller turco, Ahmet Davutoglu, mostró su disconformidad con la decisión de los kurdos sirios (EFE)

Beirut, Estambul

La Coalición Nacional Siria (CNFROS), principal alianza de la oposición, así como el gobierno de Turquía, rechazaron hoy la creación de un Gobierno transitorio kurdo independiente en las zonas de mayoría kurda en Siria. En un comunicado, la agrupación consideró que el Partido de la Unión Democrática (PYD), la principal formación opositora kurdo-siria, ha adoptado un paso "no amistoso" por el anuncio ayer de la formación de una administración civil transitoria en el Kurdistán sirio.

La coalición consideró esta decisión como un alejamiento de la lucha del pueblo sirio "para conseguir un estado libre e independiente, libre de la tiranía". Acusó al PYD de apoyar al régimen de Bashar al Asad y criticó a su brazo armado, las Unidades de Protección del Pueblo Kurdo, por "haber operado en contra del pueblo y de la revolución" y supuestamente obedecer intereses extranjeros, además de instar a la constitución de un nuevo estado dentro del Estado sirio.

En opinión de la CNFROS, esto último va en contra de la soberanía, la seguridad y la independencia de Siria. También se quejó de las "prácticas represivas" y los ataques de las Unidades de Protección del Pueblo Kurdo contra ciudadanos árabes y kurdos en los últimos meses. Tras dos días de reuniones en Qameshli, en el norte del país, el PYD anunció ayer la creación de una administración interina en las zonas de mayoría kurda. 

Los kurdos de Siria se concentran, sobre todo, en la provincia de Al Hasaka (noreste), y en las regiones de Afrin y de Ain al Arab, en Alepo (norte), y suponen el 9 % de la población del país. El pasado fin de semana, la CNFROS votó a los miembros del primer Gobierno provisional de la oposición, encabezado por Ahmed Tuma.

Por su parte, el ministro de Exteriores de Turquía, Ahmet Davutoglu, rechazó también la decisión de las milicias kurdas en Siria de establecer una "administración interina" en las zonas de mayoría kurda en el norte del país. "Les dijimos que evitasen declarar una administración 'de facto' que podría dividir Siria", dijo Davutoglu, en una entrevista difundida hoy por varios medios.

Por eso, el jefe de la diplomacia turca acusó al Partido de la Unión Democrática (PYD), la máxima fuerza política y militar en las regiones kurdas del noreste de Siria, de no haber cumplido su palabra. "El mayor error del PYD es que presiona a otros grupos de la oposición kurda en su zona; recibimos muchas quejas de los kurdos de allí y esperamos que (los dirigentes del PYD) cambien su actitud", señaló.

El PYD, que mantiene lazos cercanos con el Partido de los Trabajadores de Kurdistán (PKK) turco, sólo es uno entre los partidos kurdo-sirios existentes, pero sí el único que mantiene una milicia y ejerce un control efectivo en el noreste de Siria.