Trump reactivaría la tortura contra terroristas

Ante miles de partidarios en un atestado mitin en Columbus, Trump dijo que las técnicas utilizadas hasta la parte final del gobierno del presidente George W. Bush.
El precandidato había dicho un día antes que creía que Estados Unidos debería aplicar de nuevo las técnicas de interrogación mejoradas, incluido el "submarino".
El precandidato había dicho un día antes que creía que Estados Unidos debería aplicar de nuevo las técnicas de interrogación mejoradas, incluido el "submarino". (AP)

Columbus, Ohio

El precandidato presidencial republicano Donald Trump dijo el lunes que Estados Unidos debería aplicar interrogatorios mucho más agresivos a los sospechosos de terrorismo, parte de su promoción de una estrategia de línea dura tras los atentados en París.

Ante miles de partidarios en un atestado mitin en Columbus, Trump dijo que las técnicas utilizadas hasta la parte final del gobierno del presidente George W. Bush, desautorizadas por su sucesor Barack Obama, deberían ser implementadas de nuevo porque sí funcionan.

Eso incluye el llamado "submarino", una práctica que simula un ahogamiento. El magnate inmobiliario indicó que él lo autorizaría "de inmediato" y daría el visto bueno a "más que eso".

Un informe de la Comisión de Inteligencia del Senado el año pasado concluyó que las técnicas duras aplicadas en interrogatorios no lograron obtener información que la CIA no pudiera recabar de otra forma o que ya tuviera. Líderes republicanos objetaron los hallazgos de dicho documento, al igual que algunos ex funcionarios de la CIA, que dijeron haber obtenido datos de inteligencia vitales que aún sirven como guía para los esfuerzos contra el terrorismo.

Trump, que ha estado promoviendo un enfoque optimista — aunque vago — hacia la política exterior, declaró: "Sólo una persona estúpida diría que no funciona (...)Si no funciona, de todas formas se lo merecen por lo que nos están haciendo".

El precandidato había dicho un día antes que creía que Estados Unidos debería aplicar de nuevo las técnicas de interrogación mejoradas, incluido el "submarino", porque son "cacahuates" en comparación con los métodos de tortura empleados por el grupo Estado Islámico.

Trump también defendió el lunes sus afirmaciones de que vio en Jersey City a "miles y miles" de musulmanes que festejaban los atentados del 11 de septiembre de 2001. En las hemerotecas no hay pruebas de festejos masivos de musulmanes en esa ciudad, como sostuvo él el fin de semana.

Pareció modificar sus palabras ligeramente, y dijo que "vio a gente que se reunía y en números bastante grandes, celebrando a medida que el World Trade Center se derrumbaba", tanto "en la televisión y leí sobre ello en internet".

E indicó que en los últimos días recibió cientos de llamadas telefónicas y tuits de personas que le decían que también habían visto las escenas que él describió.

Como prueba, Trump mencionó un artículo del 18 de septiembre de 2001 en The Washington Post que decía que, horas después de los ataques, las autoridades "detuvieron e interrogaron a varias personas que presuntamente fueron vistas festejando los ataques y realizando fiestas en las azoteas al estilo de las que se efectúan alrededor de vehículos mientras veían la devastación al otro lado del río".

La historia no insinuaba que "miles" estaban festejando, como afirmó Trump, y un artículo publicado el mismo día en el periódico The Star Ledger en Newark, New Jersey, indicó que los reportes de tales festejos por parte de musulmanes eran infundados.