Trump culpa a seguidores del “comunista” Sanders

En un nuevo incidente, elementos del Servicio Secreto de EU tuvieron que resguardar al magnate de una posible agresión en un aeropuerto de Ohio.
Agentes estadunidenses rodean a Trump tras un incidente en Dayton, Ohio.
Agentes estadunidenses rodean a Trump tras un incidente en Dayton, Ohio. (Aaron P. Bernstein/Reuters)

Dayton-Chicago

El aspirante favorito para la nominación presidencial republicana, Donald Trump, culpó a los seguidores del precandidato demócrata Bernie Sanders de las protestas que le obligaron a cancelar un mitin en Chicago el viernes y llamó al senador por Vermont “nuestro amigo comunista”.

“De repente surgió un ataque planeado de la nada”, afirmó Trump en un evento en Dayton, Ohio, la mañana de ayer, calificando a los líderes de la protesta como “gente profesional”.

Aseguró que sus seguidores “fueron objeto de burlas, fueron acosados por esta gente, algunos de los cuales, por cierto, representaban a Bernie, nuestro amigo comunista.

“Ahora en serio, Bernie debería decirle a su gente (...) debería levantarse y decirle a su gente ‘paren, paren’”, agregó.

Trump dijo sentirse “fortalecido” por la oposición a su campaña.

Más temprano, Trump escribió en su cuenta de Twitter: “¡El grupo organizado de gente, muchos de ellos matones, que suprimió nuestros derechos de la Primera Enmienda en Chicago ha energizado por completo a Estados Unidos!”

La Primera Enmienda de la Constitución de Estados Unidos protege la libertad de expresión y de asamblea. El acto de Chicago estaba programado antes de las elecciones primarias que se celebrarán el martes próximo en cinco estados, incluidos Ohio e Illinois.

En una rueda de prensa en Chicago, el senador por Vermont negó que sus adeptos provocaran los sucesos del viernes: “Lo que nuestros seguidores están haciendo —aseveró— es responder a un candidato que, de hecho y de muchas maneras, incita a la violencia”.

“Donald Trump ha sembrado la división y ha cosechado los frutos esta noche, fue horrible”, dijo por su parte el aspirante presidencial republicano John Kasich, gobernador de Ohio.

El senador Ted Cruz, el principal rival de Trump, lo acusó de “crear un ambiente que solo alienta este tipo de discordia violenta”.

El otro aspirante republicano a la candidatura presidencial, Marco Rubio, dijo ayer que le resulta “cada vez más difícil” pensar en apoyar una eventual nominación de Trump.

“No lo sé”, respondió el senador por Florida, al ser preguntado si apoyaría al multimillonario en caso de que resulte ganador del proceso de primarias del Partido Republicano.

Susto para el magnate

Agentes del Servicio Secreto tuvieron que proteger al precandidato presidencial republicano Donald Trump durante un confuso incidente en un mitin realizado ayer, un día después de que altercados entre seguidores del magnate y manifestantes provocaron la cancelación de un acto en Chicago.

Trump se agachó en el podio en el que ofrecía un discurso y cuatro agentes del Servicio Secreto lo rodearon rápidamente, luego que aparentemente un hombre rompió el perímetro de seguridad cercano al escenario en el Aeropuerto Internacional de Dayton en Ohio.

Los agentes luego rodearon a un hombre vestido con una camiseta negra y pantalones vaqueros, y se lo llevaron.

Su motivación no estaba clara inmediatamente. Trump, favorito para ganar la primaria republicana, se acercó nuevamente al podio a finalizar su discurso.