Por videos de Trump, 1 mdd: magnate porno

Larry Flynt, fundador de la revista "Hustler", busca más grabaciones del candidato a la Casa Blanca con palabras “denigrantes” sobre las mujeres.
Larry Flynt muestra un ejemplar de su revista el 26 de agosto de 2014, en Beverly Hills, California.
Larry Flynt muestra un ejemplar de su revista el 26 de agosto de 2014, en Beverly Hills, California. (Mark Ralston)

Washington

El fundador de la revista porno Hustler, Larry Flynt, ofreció ayer un millón de dólares a quien le entregue grabaciones de Donald Trump en las que éste pronuncie palabras “denigrantes” sobre las mujeres y por las que incurriría en conducta “ilegal”.

“Siempre celebré a las mujeres. A las mujeres de todas las formas y tamaños. Tratar a una mujer como lo ha hecho Trump es decepcionante e increíble a la vez, particularmente de parte de alguien que quiere ser presidente”, declaró el siempre provocador editor y empresario estadunidense.

En vísperas del tercero y último debate presidencial, este miércoles en Las Vegas, Nevada, Flynt dijo en un comunicado que está “horrorizado por la hipocresía de nuestros legisladores, que quieren decirle a los estadunidenses cómo deben vivir sus vidas mientras en privado realizan actividades que condenan públicamente”.

Mientras, Trump sigue su caída en las encuestas a raíz de un video filtrado hace 15 días donde alardea de abuso a mujeres. Su rival demócrata, Hillary Clinton, cuenta con 45.4% en la intención de votos, contra 39.1% para Trump y 6.1% para el libertario Gary Johnson, según el promedio calculado por el sitio web RealClearPolitics. Hace exactamente cuatro años, Barack Obama solo contaba con una ventaja de 0.4 puntos porcentuales sobre su rival republicano Mitt Romney.

Trump “afirma que ‘nadie respeta más a las mujeres que él’, a pesar de todas las pruebas en sentido contrario y el editor Flynt se impuso la tarea de poner en evidencia a esos hipócritas”, agrega el comunicado.

Larry Flynt recuerda que ya había hecho esa oferta en 2007 por documentos que mostraran relaciones sexuales ilícitas de un “miembro prominente de la administración pública” y en 1998 durante el proceso de destitución del presidente Bill Clinton tras el escándalo con la becaria de la Casa Blanca Monica Lewinsky.

De 73 años y minusválido tras un intento de asesinato en 1978, Flynt, cuya revista Hustler cumplió 40 años hace dos, ha hecho de la libertad de expresión su caballo de batalla. A lo largo de su carrera fue perseguido por pornografía, ultraje a la bandera nacional, difamación y provocar “daño emocional”.

Melania Trump, esposa del magnate, consideró que marido fue “incitado” a hacer comentarios lascivos en el video de 2005. En entrevista a la cadena CNN de la que se adelantaron extractos, la ex modelo de origen esloveno aduce que las polémicas afirmaciones de su esposo responden a “comentarios de hombres”.

“Le dije a mi marido que el lenguaje era inadecuado. No es aceptable. Y me sorprendió, porque ese no es el hombre que yo conozco”, afirmó. Pese a la avalancha de acusaciones contra el magnate de 70 años, los votantes de Ohio (centro) parecen serle fieles, según una encuesta de CNN que le da 48% en la intención de voto y 44% a Clinton. Una encuesta de Quinnipiac los coloca a la par.

Pero en Pensilvania, Florida y Colorado, la ex secretaria de Estado de 68 años va adelante, según Quinnipiac. En Carolina del Norte y Nevada, tiene una ligera ventaja, dentro del margen de error.

Claves

“Resoplidos”

La Casa Blanca se burló de Trump, insinuando que sus típicos “resoplidos” descalificaban su reclamo de someter a Hillary Clinton a un examen de drogas, cuando se vincula a la cocaína con esas “exhalaciones”.

Josh Earnest, vocero presidencial, se burló de la acusación de Trump: “¿Me están diciendo que es el candidato que se pasó resoplando en los dos primeros debates quien está acusando a la otra candidata de drogarse?”.