Tifón Haiyan deja más de seis mil muertos en Filipinas

La última cifra revelada por el portavoz del Consejo Nacional del Manejo y Reducción de Riesgo de Desastre en Filipinas, Reynaldo Balido,  afirmó que son más de 6 mil muertos los que dejó el tifón.
La ciudad de Tacloban, en Filipinas, tras el paso del tifón 'Haiyan'
La ciudad de Tacloban, en Filipinas, tras el paso del tifón 'Haiyan' (EFE)

Tokio

La cifra de muertos por el tifón Haiyan, que golpeó la región central de Filipinas el pasado 8 de noviembre, se elevó a seis mil nueve, mientras mil 800 personas se encuentran desaparecidas, informaron hoy las autoridades.

El portavoz del Consejo Nacional del Manejo y Reducción de Riesgo de Desastre (NDRRMC) de Filipinas, Reynaldo Balido, señaló que 27 cuerpos, todos sin identificar, fueron de los últimos en ser recuperado bajo los escombros en las zonas costeras azotadas por el tifón.

La cifra de muertos revela que el meteoro ha sido el más mortífero registrado en Filipinas, señaló la agencia gubernamental.

Según el director ejecutivo del NDRRMC, Eduardo del Rosario, el número de heridos alcanzó los 27 mil 22 personas, reportó la cadena filipina de noticias GMA News en su edición digital.

El tifon Haiyan, también conocido como Yolanda en Filipinas, también afectó a tres millones 424 mil 190 familias (16 millones 76 mil 360 personas) en 12 mil 122 aldeas en 44 provincias, y ha desplazado a 838 mil 811 familias ( tres millones 927 mil 827 personas).

De las personas desplazadas, el NDRRMC señaló que 20 mil 949 familias o 101 mil 646 personas permanecen en 383 centros de evacuación.

El NDRRMC también adelantó que el tifón ha destruido 550 mil 904 casas y dañó otras 588 mil 827, y la reconstrucción tomará al menos tres años.

El gobierno, entidades privadas filipinas y organizaciones no gubernamentales han destinado cerca de 22 millones de dólares para llevar a cabo las tareas de rescate y rehabilitación.

Se espera que el número de muertos aumente, puesto que es probable que se encuentren más cadáveres entre los escombros durante las labores de limpieza que se están llevando a cabo en las zonas afectadas por el tifón

El también alcalde Reynaldo Balido sostuvo que todavía se están encontrando cuerpos cada día bajo los escombros en la ciudad más afectada por el tifón, Tacloban.

Un 80 por ciento de los niños de Tacloban no ha podido volver a clase, y más de un millón están en riesgo de sufrir desnutrición. Además la escasez de agua potable y de un saneamiento adecuado puede causar enfermedades mortales.

La asistencia alimentaria de emergencia sigue siendo una prioridad en las comunidades afectadas por lo que el Programa Mundial de Alimentos anunció que está aumentando el reparto de víveres aunque reconoció que las "necesidades son enormes".

El gobierno filipino dijo anteriormente que los barracones o refugios temporales con capacidad para alrededor de cuatro mil familias estarían listos antes de la Navidad en la central región de Visayas Oriental.