Talibanes amenazan con ola de ataques en Pakistán

Los representantes del movimiento de talibanes paquistaníes confirmaron que planean una serie de represalias contra el gobierno de Pakistán por la muerte del líder Hakimula Mehsud.

Londres

Los talibanes paquistaníes, que acaban de elegir a su nuevo líder, anunciaron hoy que lanzarán una serie de ataques contra el gobierno de Islamabad en venganza por la muerte de su máximo dirigente.

"Nuestros ataques se dirigirán contra las fuerzas de seguridad, entidades gubernamentales, líderes políticos y la policía", sostuvo uno de los líderes del movimiento Tehrik-i-Taliban Pakistan (TTP).

Los representantes del movimiento de talibanes paquistaníes confirmaron que planean una serie de represalias contra el gobierno de Pakistán por la muerte de Hakimula Mehsud, asesinado por un ataque de un avión no tripulado del ejército estadunidense.

La víspera, el TTP nombró a un comandante de línea dura, mulá Fazlullah, como su nuevo líder, conocido por su despiadada reputación y el rechazo de las conversaciones de paz.

"La decisión fue adoptada hoy durante una reunión de la shura (consejo)", comentó Asmatula Shaheen también conocido como Asmatula Bhittani, líder del TTP en la región tribal de Waziristán del Sur, así como presidente del Comité Asesor Central.

Los ataques se concentrarán en instalaciones del ejército y del gobierno en la provincia de Punjab, el bastión político del primer ministro, Nawaz Sharif, según comunicaron los talibanes paquistaníes, aliados de Al Qaeda, pero distanciados de los talibanes afganos.

"Tenemos un plan. Pero quiero dejar clara una cosa. No vamos a atacar a civiles, bazares o lugares públicos. La gente no necesita tener miedo", agregó el movimiento islamista, reportó el canal paquistaní de noticias Dawn News.

Los talibanes paquistaníes están luchando para derrocar al gobierno e imponer la regla de Sharia en una nación que posee armas nucleares.

El TTP anunció en mayo la suspensión de todo tipo de contacto con el gobierno y rechazó la oferta de diálogo formulada por el primer ministro Sharif, tras la muerte del número dos del grupo, Wali-ur-Rehman, en un ataque de un avión no tripulado.

Wali-ur-Rehman había sido considerado por las autoridades paquistaníes como uno de los altos cargos del TTP con los que se podría entablar el proceso de diálogo.

El gobierno de Pakistán ha acusado a Estados Unidos de haber desbaratado todos los intentos de paz con los talibanes y el ministro del Interior, Chaudry Nisar Ali Jan, ha declarado incluso que el ataque en que murió Mehsud "ha supuesto la muerte de todos los esfuerzos para la paz".