Sube a 32 la cifra de muertos por sismo en Filipinas

En Cebú, la segunda ciudad del país, se registraron al menos 15 víctimas mortales, indicó a la prensa Reynaldo Balido, portavoz de la defensa civil.
Miembros de los servicios de rescate sacan a un hombre de entre los escombros.
Miembros de los servicios de rescate sacan a un hombre de entre los escombros. (EFE)

Cebu

Al menos 32 personas murieron y decenas resultaron heridas en un fuerte terremoto de magnitud 7.1 que sacudió el martes tres turísticas islas del centro de Filipinas, en la región de Cebú.

En Cebú, la segunda ciudad del país, se registraron al menos 15 víctimas mortales, indicó a la prensa Reynaldo Balido, portavoz de la defensa civil.

El sismo se produjo a las 08H12 (00H12 GMT) y su epicentro fue ubicado a unos 5 km al este de Balilihan, en la región de Bohol, a 20 km de profundidad, indicó el Instituto Geofísico de Estados Unidos (USGS).

"Estaba durmiendo profundamente cuando mi cama comenzó a moverse. Estaba aterrorizada y me escondí bajo ella", contó a la AFP Janet Maribao, de 33 años, una recepcionista residente en Cebú.

Se registraron también varios muertos en el derrumbe de un mercado de esta zona y un niño murió pisoteado por la multitud que intentaba huir de un edificio, dijo el gobernador de la provincia de Cebú, Hilario Davide, a la televisión ABS-CBN.

Las provincias de Cebú y de Bohol son algunos de los destinos turísticos más populares en Filipinas debido a sus playas de arena blanca y agua cristalina.

Varios pacientes tuvieron que ser evacuados de uno de los principales hospitales de Cebú, después de que un incendio se registrara en un piso, según medios locales.

En Bohol, una iglesia del siglo XVI -- de principios de la colonización española -- se derrumbó, indicó Robert Michael Poole, un turista británico.

"Es terrible. Toda la fachada de la iglesia se derrumbó", afirmó este turista a la AFP. El edificio se encontraba vacío en el momento del desastre.

La magnitud de los daños y el número de víctimas seguía siendo difícil de estimar hacia el medio día. Las autoridades intentaban confirmar informaciones sobre el derrumbe de una escuela, indicó Neil Sánchez, director de la Oficina de Gestión de Desastres de Cebu.

"Las comunicaciones son difíciles. Incluso la Oficina de Gestión de Desastres registró daños. Tuvimos que ir a otro lugar", declaró Sánchez a la televisión ABS-CBN.

El USGS emitió una alerta amarilla después del sismo e indicó que "el impacto debería estar relativamente delimitado". "Las alertas amarillas aisladas reclamaron en el pasado una respuesta local o regional", añadió el Instituto.

El terremoto fue seguido de dos réplicas, de magnitud superior a 5.

El centro de alerta de tsunamis, en el Pacífico, no emitió alerta de tsunami.

El epicentro del sismo se encuentra a 629 km de la capital, Manila.