Detienen al sospechoso de intento de secuestro de un avión

Las autoridades detuvieron al hombre que intentó tomar una aeronave para dirigirla a Sochi, sede de los Juegos Olímpicos de Invierno en Rusia
El sospechoso del intento de secuestro en el avión
El sospechoso del intento de secuestro en el avión (AFP)

Sochi, Rusia

Fuerzas de seguridad turcas detuvieron a un pasajero de un avión ucraniano, sospechoso de hacer una amenaza de bomba en un intento por desviar el avión a la ciudad rusa de Sochi, donde se inauguraron los Juegos Olímpicos de Invierno.

Un caza F-16 despegó tan pronto como el piloto del vuelo desde Jarkiv, Ucrania, informó que había un intento de secuestro, y luego escoltó a la aeronave de pasajeros de vuelta a Estambul, según la cadena de televisión NTV.

Las autoridades abordaron el avión y controlaron al sospechoso, mientras los otros 109 pasajeros evacuaron el aparato, dijo Huseyin Avni Mutlu, gobernador de Estambul, en el aeropuerto Sabiha Gokcen.

El hombre sufrió lesiones menores durante su arresto, pero no se usaron armas de fuego, dijo el dirigente, quien agregó que el individuo no tenía ningún explosivo.

Los pasajeros fueron evacuados sin problemas y "la operación ha terminado", dijo Mutlu en Twitter.

No estaban claros los motivos del sospechoso, pero Mutlu explicó que hizo "exigencias sobre su propio país" y quería enviar "un mensaje sobre las actividades deportivas en Sochi".

"Recibimos a través de varios canales información de que pudiera haber iniciativas para sabotear el espíritu de paz que hay en Sochi, pero nos entristece que algo así pudiera suceder en nuestra ciudad", dijo Mutlu.

El intento de secuestro ocurrió en momentos que los Juegos Olímpicos de Invierno se inauguraban, donde se reunieron miles de atletas en un estadio rodeado de un fuerte dispositivo de seguridad.

Habib Soluk, subsecretario de Transporte de Turquía, dijo a la cadena de televisión NTV que el hombre se levantó de su asiento, gritó que tenía una bomba y trató de entrar a la cabina de los pilotos, que estaba cerrada. Fue entonces que el piloto informó que había un intento de secuestro y se declaró la alerta en el aeropuerto.

"Se hizo creer al hombre que el avión se dirigía a Sochi", dijo Soluk.

La aerolínea privada turca Pegasus Airlines confirmó en un breve comunicado que había una "amenaza de bomba" en su vuelo procedente de Jarkiv.

El capitán del avión, Ilyas Karagulle, informó que la tripulación estaba bien, según la televisora estatal TRT.

El avión aterrizó a eso de las 18:00 horas de Turquía, justo cuando iba a comenzar la ceremonia de los Juegos.

Expertos en seguridad advierten que extremistas islámicos en el Cáucaso, quienes amenazaron con afectar los Juegos que se celebran del 7 al 23 de febrero, pudieran conseguir su objetivo eligiendo blancos poco defendidos lejos de la sede olímpica e incluso fuera de Sochi.