Entre abucheos, Sanders pide a seguidores votar por Hillary

La ex secretaria de Estado debe ganarse a los simpatizantes del senador, sobre todo tras la publicación de correos de dirigentes del partido que muestran una postura favorable a Clinton .
El senador Bernie Sanders durante una prueba de sonido sobre el escenario del Wells Fargo Center, antes de la apertura de la Convención Demócrata.
El senador Bernie Sanders durante una prueba de sonido sobre el escenario del Wells Fargo Center, antes de la apertura de la Convención Demócrata. (EFE)

Filadelfia

El senador Bernie Sanders pidió a sus seguidores en la convención del Partido Demócrata que Hillary Clinton debe ser la presidenta del país, poniendo paños fríos sobre un escándalo por la filtración de correos electrónicos que mostraron que miembros del partido socavaron la campaña presidencial del senador.

Horas antes del inicio de la reunión de cuatro días para nominar a Clinton a la Casa Blanca, la saliente jefa del Comité Nacional Demócrata, Debbie Wasserman Schultz, fue abucheada por la filtración de la página web WikiLeaks que reveló el viernes que miembros del Comité buscaron maneras de minar la campaña de Sanders en las primarias con Clinton.

Wasserman Schulz renunció el domingo, en una decisión que se hará efectiva al final de la convención, luego de la filtración de más de 19 mil correos que volvieron a poner el foco en el intento fallido de Sanders por ganar la nominación y, en particular, sobre sus quejas durante la campaña de que el establishment del partido estaba trabajando para perjudicarlo.

Medios reportaron que Wasserman Schulz no abrirá la convención nacional del partido en Filadelfia como se manejó en un inicio.

El experimentado senador, de 74 años, presentó una formidable oposición a Clinton en la elección interna, alcanzando 43 por ciento de los delegados a la convención que comienza este lunes en Filadelfia."Trump es un peligro para el futuro de nuestro país y debe ser derrotado", agregó Sanders.

"Tenemos que derrotar a Trump. Tenemos que elegir a Hillary Clinton y Tim Kaine", dijo el senador de Vermont ante decenas de simpatizantes durante su discurso en la convención del Partido Demócrata en Filadelfia. "Trump es un bravucón y un demagogo", añadió.

Al inicio de la campaña, la convención era vista como una mera formalidad para oficializar la candidatura de Clinton, y sin embargo el partido llega a esta instancia crucial en una abierta crisis y con heridas de una profundidad que nadie esperaba ver en esta fase.

La divulgación de miles de correos electrónicos de la dirección del partido claramente muestra cómo altos dirigentes favorecieron abiertamente a Clinton y hasta discutieron tácticas para perjudicar la campaña de Sanders.

Como consecuencia del espectacular escándalo, el domingo la presidenta del Comité Nacional del partido Demócrata, Debbie Wasserman Schultz, anunció que renunciará a su cargo al fin de la convención, en la que tampoco realizará un discurso como estaba previsto.

Sanders pasó gran parte de la elección interna pidiendo la renuncia de Schultz por considerar que estaba poniendo el partido a disposición de Clinton en vez de garantizar una disputa limpia, y los correos divulgados sugieren que el veterano senador estaba en lo cierto.

Por eso, profundamente irritados con el escándalo, seguidores de Sanders lo abuchearon cuando el senador pidió el apoyo para Clinton.

"¡Hermanos y hermanas...! Hermanos y hermanas, éste es el mundo en el que vivimos", dijo Sanders durante un momento de su discurso.

De acuerdo con Sanders, "Trump convirtió los prejuicios y el odio en los pilares de su campaña. Ha insultado a mexicanos y latinos. Ha insultado a musulmanes y mujeres y ha insultado a los ciudadanos negros".

El polémico multimillonario "es un peligro para el futuro del país y debe ser derrotado", comentó, y por eso, adelantó, pretende "hacer todo lo que necesario para ver que lo derrotemos".