Rousseff y Castro inauguran hoy megapuerto de Mariel

La presidenta de Brasil viajó a la isla para habilitar, junto a su par cubano, la construcción que conectará a La Habana con el comercio global, y participar en la reunión que congrega a ...
Dilma Rousseff fue recibida por el ministro de Inversión Extranjera, Rodrigo Malmierca.
Dilma Rousseff fue recibida por el ministro de Inversión Extranjera, Rodrigo Malmierca. (Ramón Espinoza/AP)

La Habana

La presidenta de Brasil, Dilma Rousseff, desembarcó en La Habana para inaugurar hoy la primera fase del megapuerto cubano de Mariel, junto con su par Raúl Castro, y participar mañana en la II Cumbre de la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (Celac), que concluirá el miércoles.

Rousseff y Castro pondrán a punto el puerto, que con inversión de los dos países se reconstruyó 45 kilómetros al oeste de la capital y es considerado por economistas “la mayor esperanza de los cubanos de conectarse al comercio global, por primera vez en medio siglo”. El financiamiento brasileño ronda los 700 millones de dólares.

Dotado de una Zona Especial Desarrollo (zona franca), el puerto de aguas profundas busca transformarse en punto de tránsito o cambio de carga para los supertransportadores que atraviesen el Canal de Panamá, tras concluir la ampliación de éste en 2015.

Para participar como observador en la cumbre, el chileno José Miguel Insulza es esperado hoy aquí, en la primera visita que hará al país desde 1959 un titular de la Organización de Estados Americanos (OEA). Insulza dijo estar “muy agradecido” por la invitación y descartó reunirse con opositores. El gobierno de Castro adelantó que no piensa volver a la OEA, tras su expulsión del organismo regional en 1962 bajo la presión de Washington.

El presidente de México, Enrique Peña Nieto, también es esperado mañana en la capital cubana, donde permanecerá varias horas después de que termine la Celac, para conversar con su par cubano y “avanzar en el relanzamiento de las relaciones bilaterales”, según diplomáticos de ambos países.

Antes de que inicie la cumbre, ya surgió un roce entre diplomáticos de Cuba y Panamá, quienes el sábado se enfrentaron en el plenario de los 33 coordinadores nacionales del bloque por una propuesta de declaración en reconocimiento al fallecido presidente venezolano Hugo Chávez (en el poder de 1999 a 2013), por su impulso en la creación de la Celac en 2011.

Antes del roce con Cuba, el presidente panameño, el único que no estará en la cumbre, Ricardo Martinelli, ya había anunciado que no participaría por su malestar por el buque norcoreano capturado en julio pasado en el Canal de Panamá con armas cubanas, violando un embargo de la ONU.

El roce del sábado ocurrió cuando el plenario de coordinadores revisaba el borrador de la declaración. Al presentar el tercero de los puntos del borrador, el vicecanciller cubano, Abelardo Moreno, dijo que Panamá había pedido quitarlo.

El coordinador de Panamá, Floreal Garrido, pidió entonces la palabra “muy molesto” y aclaró que no había pedido eliminarlo sino “modificarlo por redundante” en sus elogios a Hugo Chávez, dijo un diplomático centroamericano, que pidió el anonimato.

Tras un tenso intercambio de palabras, Moreno pidió disculpas al plenario a nombre de la presidencia rotativa de la Celac, indicando que se había producido “un error”.

La cumbre arranca hoy al nivel de cancilleres para negociar una treintena de decisiones de la declaración final que deben firmar los presidentes, entre ellas la creación de un Foro Celac-China, país que ya cuenta con una posición comercial de privilegio en la región, recordó el vicecanciller cubano Abelardo Moreno.

Claves

 Fidel invita a Cristina ‘K’

- El líder cubano Fidel Castro, 87 años,invitó ayer a la presidenta argentina, Cristina Fernández de Kirchner a comer durante unas “dos horas” y conversar  de “temas regionales y mundiales”, informó la delegación sudamericana.

- La agencia cubana Prensa Latina confirmó la noticia y dijo que “Fidel Castro y Fernández recordaron al desaparecido presidente venezolano Hugo Chávez y sus esfuerzos por consolidar la unidad latinoamericana” al impulsar en 2011 la creación de la Celac.