Rinden homenaje a Ariel Sharon en Israel

El cuerpo del ex ministro es exhibido este domingo en la Knesset (parlamento unicameral); su funeral se llevará a cabo mañana.

Jerusalén

Los israelíes rinden homenaje este domingo al ex primer ministro Ariel Sharon, cuya vida inspiró admiración y provocó también rechazo, aunque su muerte tras ocho años en coma generara reacciones emotivas en todo el país.

Sharon, considerado un héroe militar en Israel, reconocido en el extranjero como un político pragmático pero odiado como un criminal por los palestinos y el mundo árabe, fue una figura que provocó sentimientos contradictorios.

Sin embargo, los israelíes de todas las tendencias reconocieron que el corpulento militar y político de 85 años fue un personaje clave en la historia del país. Su muerte el sábado dejó al presidente Shimon Peres como el único superviviente de los padres fundadores del Estado hebreo.

Antes de su funeral, previsto el lunes, el cuerpo de Sharon es exhibido este domingo en la Knesset (parlamento unicameral), entre las 10:00 hora GMT y las 16:00 hora GMT, para permitir que el público le rinda un último homenaje, anunció la oficina del primer ministro.

Su ataúd salió de la base militar Tzrifin hacia Jerusalén el domingo de mañana, donde se espera la llegada de Shimon Peres para colocar una corona, antes de la llegada del público, indicaron responsables.

El lunes de tarde será enterrado en su rancho en el desierto del Neguev (sur), luego de una ceremonia militar.

Sharon se encontraba en estado de coma desde el 4 de enero de 2006 debido a un derrame cerebral.

Numerosos líderes del mundo entero enviaron mensajes de condolencias. Se espera la llegada del vicepresidente Joe Biden, quien representará a Estados Unidos en una ceremonia especial en la Knesset el lunes de mañana.

También anunciaron su presencia el ministro de Relaciones Exteriores alemán Frank-Walter Steinmeier, el primer ministro saliente checo Jiri Rusnok y el emisario del Cuarteto para Medio Oriente Tony Blair, así como diplomáticos de España, Rusia y Canadá.

De implacable jefe militar a político pragmático

 

En una época, Sharon fue conocido fundamentalmente como un despiadado líder militar que combatió en las principales guerras de Israel, antes de dedicarse a la política a partir de 1973 y promover el desarrollo de las colonias judías en los territorios palestinos ocupados.

Durante mucho tiempo fue considerado un paria por su responsabilidad personal pero "indirecta" en las masacres de cientos de palestinos por los falangistas libaneses aliados de Israel en los campos de refugiados de Sabra y Shatila, en Beirut, en 1982.

"Fue un bulldozer en la guerra y en la paz", afirmó el diario de lengua inglesa Jerusalem Post, describiéndolo como "quizás el más venerado y a menudo denigrado de los políticos del país, considerado alternativamente como un pacificador y un belicista".

Hasta Gideon Levy, uno de los principales críticos de Sharon, lo elogió.

"Fue sin duda alguna uno de los políticos más valientes de Israel. Fue un líder que usó la fuerza bruta más que nadie para llevar a cabo su politica. Pero también fue uno de los que reconocieron los límites de la fuerza", escribió en el diario Haaretz (izquierda).

Haaretz destaca que la partida unilateral de Gaza y la expulsión de ese enclave palestino de más de ocho mil colonos israelíes "constituyen su herencia politica y crearon un importante precedente, demostrando que las colonias no son eternas".

El cotidiano Maariv (centro-derecha) publica un célebre retrato de Sharon llevando sobre un hombro a un cordero en su granja familiar Los Sicomoros, a poca distancia de la Franja de Gaza, donde será enterrado el lunes junto a su segunda esposa Lily.

"Fue un genio generoso y cruel a la vez", escribe en ese periódico Shalom Yerushalmi. "De la misma forma en que era duro consigo mismo, en particular en los campos de batalla, manifestaba desprecio por sus opositores", destaca.

Por su parte, el secretario general de la ONU Ban Ki-moon instó a Israel a construir basándose en el "legado de pragmatismo" de Sharon para lograr un Estado palestino viable.

La noticia de la muerte de Sharon provocó celebraciones en la Franja de Gaza, donde el Movimiento de Resistencia Islámica (cuyo acrónimo en árabe es Hamas), en el poder, afirmó que era un "momento histórico" que marcaba la "desaparición de un criminal cuyas manos estaban cubiertas de sangre palestina".