Renuncia Eric Holder, secretario de Justicia de Estados Unidos

En una conferencia de prensa conjunta con el presidente Obama, quien rindió homenaje a su trabajo, el primer afroamericano en su puesto no pudo ocultar su emoción al despedirse.
Holder se limpia una lágrima de emoción mientras escucha la intervención de Obama en su despedida
Holder se limpia una lágrima de emoción mientras escucha la intervención de Obama en su despedida (AFP)

Washington

El secretario estadunidense de Justicia, Eric Holder, en el cargo desde 2008 como el primer afroamericano en este puesto, anunció hoy su dimisión en una emotiva conferencia junto al presidente Barack Obama.

Obama rindió homenaje a quien "obró con pasión para hacer de nuestro sistema judicial el mejor del mundo" al reducir "las injustas disparidades de penas" o trabajando en la búsqueda de "alternativas a la encarcelación".

Obama saludó su lucha por los derechos cívicos y por un "trato justo y equitativo" de todos frente a la ley, "sin importar su raza, su religión, su sexo o sus creencias, su orientación sexual o su discapacidad".

Con lágrimas en los ojos, el primer ministro negro de Obama, evocó a Robert Kennedy, el hermano del presidente asesinado, quien ha ocupado el mismo puesto de secretario de Justicia hasta su asesinato en 1968. Subrayó que fue su fuente de inspiración por su lucha durante el movimiento por los derechos cívicos al lado de Martin Luther King.

Holder, de 63 años, se mantendrá en su puesto hasta que su sucesor sea nombrado y confirmado por el Senado, lo que podría llevar varios meses, según precisó un funcionario del departamento de Justicia en un comunicado previo en el que anunciaba que el secretario renunciaría.

De esta forma, Holder pone fin a 26 años de carrera en el seno de la justicia estadunidense. Su reforma del sistema penal, lanzada en septiembre de 2013, condujo al primer descenso de la población carcelaria en Estados Unidos desde 1980. Holder había mostrado en el pasado su intención de abandonar la administración antes del final del segundo mandato de Obama.