Putin está "asustando" a sus vecinos y dañando economía rusa: Obama

El presidente de Estados Unidos calificó la política de su par ruso de "improvisada" y de corte "nacionalista" y afirmó que "creo que la situación en Ucrania le tomó por sorpresa (a Putin)".
El presidente ruso Vladimir Putin (d) durante una reciente reunión con un líder empresarial francés en su residencia de Sochi
El presidente ruso Vladimir Putin (d) durante una reciente reunión con un líder empresarial francés en su residencia de Sochi (EFE)

Washington, Donetsk

El presidente de EU, Barack Obama, dijo hoy que el jefe del Kremlin, Vladímir Putin, está "asustando" a sus países vecinos con una política improvisada y de corte "nacionalista" que, además, está "dañando gravemente" a la economía rusa.

"Creo que la situación en Ucrania le tomó por sorpresa (a Putin)" y la postura que ha adoptado "está funcionando para él políticamente dentro de Rusia", pese a que Moscú "está aislándose completamente a nivel internacional", reflexionó Obama durante una sesión de preguntas y respuestas con líderes empresariales del país.

Además, el presidente dijo no sentirse "optimista" acerca de que Putin vaya a cambiar de actitud. Obama calificó su relación con Putin como "directa" y "franca", frente a la "muy productiva" que tuvo con el actual primer ministro ruso, Dmitri Medvédev, cuando este era presidente.

Por otro lado, el mandatario habló también de China y se mostró mucho más optimista, ya que, a su juicio, Pekín "tiene un fuerte interés en mantener unas buenas relaciones con Estados Unidos".

"Nuestro objetivo con China es decirles que nosotros también queremos una relación constructiva", comentó Obama, quien realizó en noviembre una visita de Estado al país asiático y se reunió con el presidente chino, Xi Jinping.

Xi "se ha consolidado en el poder de una manera más rápida y más amplia que nadie probablemente desde Deng Xiaoping", según Obama, quien alertó, no obstante, de los "peligros" que sigue habiendo en China "en temas de derechos humanos" y del trato a los disidentes. Sobre Oriente Medio, el mandatario anotó que la región está viviendo "un cambio generacional" y, por ello, la situación allí "es complicada, y es peligrosa".

Tregua en Donetsk

De otra parte las autoridades ucranianas acusaron hoy a los rebeldes prorrusos del este separatista del país de haber violado en menos de 24 horas la tregua acordada el martes en el aeropuerto de Donetsk, el escenario de los combates más violentos del conflicto.

Periodistas de la AFP en el lugar oyeron múltiples disparos de lanzacohetes Grad en la zona del aeropuerto hacia las 11:00 horas locales (08:00 hora GMT). También vieron en la carretera del aeropuerto vehículos rebeldes, tres de ellos llenos de cohetes Grad que habían sido utilizados y uno con cohetes todavía sin utilizar.

"Oímos los bombardeos pero no tenemos miedo. Ya estamos acostumbrados", explicó Alexandre, un minero retirado de 54 años que vive con su hija en un edificio cercano al aeropuerto, ahora en ruinas.

El portavoz militar ucraniano, Andrii Lysenko, afirmó por su parte que aunque los disparos se habían detenido durante las negociaciones del martes, empezaron de nuevo cuando se fueron los negociadores. Un dirigente rebelde, Andrei Purguin, anunció el martes un alto el fuego en el aeropuerto de Donetsk tras negociaciones entre generales rusos, ucranianos y la Organización para la Seguridad y la Cooperación en Europa (OSCE).

Los nuevos combates coinciden con la reunión sobre el conflicto a partir de hoy en Basilea (Suiza) en la que participan unos cincuenta ministros de Relaciones Exteriores de los países miembros de la OSCE con el objetivo de dar "un paso más hacia una paz duradera".

Los jefes de la diplomacia estadunidense, John Kerry, y rusa, Serguei Lavrov, se reunirán también el jueves en esa ciudad. El martes, la OSCE y los dirigentes separatistas rusos anunciaron también un alto el fuego a partir del 5 de diciembre en la región separatista de Lugansk, donde hay combates, en particular en el pueblo de Stanitsa Luganska.

Pero según los expertos será difícil mantener en vigor una tregua en este conflicto que ha dejado 4,300 muertos en los últimos siete meses. Los acuerdos de paz concluidos en septiembre en Minsk, la capital de Bielorrusia, entre el gobierno ucraniano y los rebeldes con la participación de Moscú han sido violados casi a diario por ambos bandos.

El director ejecutivo de Human Rights Watch, Kenneth Roth, lamentó hoy la ausencia de una "investigación satisfactoria" del gobierno de Kiev sobre la presunta utilización de las bombas de racimo por parte del ejército ucraniano.

500 millones de euros de la UE

El ex presidente ucraniano Leonid Kutchma, que participa en un grupo de mediadores sobre Ucrania, indicó hoy que el próximo ciclo de negociaciones con los rebeldes podría empezar la semana que viene, aunque los rebeldes no lo confirmaron. Por su parte el portavoz militar ucraniano Lysenko afirmó parte que "existen señales que demuestran que los rebeldes empiezan a escuchar a los negociadores".

El martes, el parlamento ucraniano confirmó el nuevo gobierno prooccidental de Kiev, que por primera vez tiene a extranjeros, entre ellos una estadunidense de origen ucraniano que ocupará el ministerio de Finanzas y un lituano en el ministerio de Economía. El nuevo gobierno tiene el objetivo de sacar de la recesión a una economía marcada por el conflicto y la corrupción endémica.

La Unión Europea pagará hoy un nuevo tramo de 500 millones de euros a Ucrania aunque a cambio pide que "se mantenga el ritmo de las reformas". El nuevo ministro de Economía, Aivaras Abromavicius, prometió hoy ante la prensa utilizar "métodos más radicales" para alcanzar estos objetivos y dijo que "esperar sería fracasar".