Profesores de Río de Janeiro acaban una huelga de dos meses y medio

Las autoridades se comprometieron a no tomar represalias contra los huelguistas, que deberán extender el año lectivo para recuperar las clases perdidas en la red municipal de escuelas.
Un manifestante camina entre botellas de humo durante enfrentamientos entre policía y maestros en Río
Un manifestante camina entre botellas de humo durante enfrentamientos entre policía y maestros en Río (EFE)

Río de Janeiro

Los profesores de las escuelas públicas del estado de Río de Janeiro decidieron hoy terminar una huelga que duró 78 días y que ha sido el epicentro de las protestas de los dos últimos meses en Brasil.

El Sindicato de Profesores (SEPE-RJ) aprobó hoy el fin de la huelga en una asamblea en la que se aceptaron los términos de una negociación realizada con el gobierno regional el pasado lunes, en la que medió el Tribunal Supremo.

En virtud de ese acuerdo, las autoridades se comprometieron a no tomar represalias contra los huelguistas, que por su parte tendrán que extender el año lectivo para recuperar las clases perdidas, según informó el sindicato.

Los maestros que trabajan en la red municipal de escuelas, también en huelga desde el pasado 8 de agosto, realizarán una asamblea mañana para decidir el fin de la huelga. Los profesores demandaban una subida salarial del 28 %, además de otras mejorías laborales, pero no lograron un acuerdo en este punto y volverán a negociar a partir del año que viene.

Las protestas de profesores, recurrentes en el centro de Río de Janeiro, han recibido apoyo en Sao Paulo, donde también se han celebrado manifestaciones en los dos últimos meses. Algunas de estas manifestaciones han terminado con actos vandálicos y enfrentamientos con la policía por parte de grupos anarquistas y antisistema, que han apoyado la causa de los educadores.

La policía también ha reprimido con violencia a los profesores en algunas manifestaciones, lo que ha derivado en quejas de organismos de derechos humanos, que han demandado la apertura de una investigación sobre los supuestos excesos en el uso de la fuerza.