Presidente de Ucrania promete no perseguir a los prorrusos que se rindan

"Si la gente entrega las armas y desocupa los edificios administrativos no hay necesidad de adoptar una ley de amnistía", subrayó Alexandr Turchínov.

Kiev

El presidente interino de Ucrania, Alexandr Turchínov, prometió hoy no perseguir judicialmente a los activistas prorrusos que depongan las armas y abandonen los edificios administrativos que ocupan en varias ciudades del este del país.

"Garantizamos que no habrá persecución judicial contra quienes entreguen las armas y abandonen los edificios", dijo Turchínov en una intervención en la Rada Suprema (Parlamento) de Ucrania.

El presidente interino agregó que está dispuesto a firmar un decreto sobre el asunto.

"Si la gente entrega las armas y desocupa los edificios administrativos no hay necesidad de adoptar una ley de amnistía", subrayó.

Turchínov respondió así a la exigencia del grupo parlamentario del Partido de las Regiones (PR) de aprobar una amnistía para los participantes en las protestas en el sureste del país, de mayoría rusohablante.

Los diputados del PR han amenazado con boicotear la sesión parlamentaria si no se satisface su demanda.

Los prorrusos mantienen ocupadas desde el domingo pasado las sedes del Gobierno regional de Donetsk y del Servicio de Seguridad de Ucrania (SBU) en la ciudad de Lugansk.

El ministro del Interior de Ucrania, Arsén Avákov, declaró ayer que las autoridades se han puesto como plazo hasta mañana viernes para solucionar el conflicto en Donetsk y Lugansk.

Según Avákov, si las negociaciones para normalizar la situación resultan infructuosas, se recurrirá a la fuerza policial para restablecer el orden. EFE