Policía brasileña mata a 13 asaltantes de un banco

Tras el reporte de asalto, integrantes de la policía militar del estado de Bahia fueron recibidos por ráfagas de disparos lo que provocó el enfrentamiento. 

Brasilia

La policía militar de Brasil mató este viernes a 13 hombres sospechosos de querer robar un banco en Salvador de Bahia, informaron fuentes oficiales.

Los agentes acudieron a un barrio peligroso de la ciudad informados de que "un grupo de 30 hombres planeaba atacar una agencia bancaria" y fueron recibidos con disparos, informó a la AFP la policía militar del estado de Bahia (noreste), contactada por teléfono.

La policía respondió el fuego, según su propia versión, cuando uno de sus sargentos fue herido. La balacera se saldó con 13 sospechosos muertos, y tres heridos, además del sargento.

Dos de los presuntos criminales continúan internados en un hospital en estado grave, mientras que el resto del grupo consiguió escapar, precisaron las fuentes.

Junto con la policía militar, el departamento de Homicidios de la policía civil investiga el episodio, tras el cual se incautaron armas de grueso calibre y drogas.

"El objetivo es garantizar la tranquilidad de la población y mantener la rutina del barrio", indicó una fuente policial, quien señaló que trabajan junto a los servicios de inteligencia para prevenir asaltos de cajeros automáticos en el estado de Bahía.

La policía militar de Brasil mató este viernes a 13 hombres sospechosos de querer robar un banco en Salvador de Bahia, informaron fuentes oficiales.

Los agentes acudieron a un barrio peligroso de la ciudad informados de que "un grupo de 30 hombres planeaba atacar una agencia bancaria" y fueron recibidos con disparos, informó a la AFP la policía militar del estado de Bahia (noreste), contactada por teléfono.

La policía respondió el fuego, según su propia versión, cuando uno de sus sargentos fue herido. La balacera se saldó con 13 sospechosos muertos, y tres heridos, además del sargento.

Dos de los presuntos criminales continúan internados en un hospital en estado grave, mientras que el resto del grupo consiguió escapar, precisaron las fuentes.

Junto con la policía militar, el departamento de Homicidios de la policía civil investiga el episodio, tras el cual se incautaron armas de grueso calibre y drogas.

"El objetivo es garantizar la tranquilidad de la población y mantener la rutina del barrio", indicó una fuente policial, quien señaló que trabajan junto a los servicios de inteligencia para prevenir asaltos de cajeros automáticos en el estado de Bahía.