Policía de París desaloja campamento romaní a las afueras

Unas 400 personas vivían en estructuras improvisadas en el lugar, según grupos activistas, pero muchos se habían marchado al prever la operación policial.

París

La policía parisina desalojó una amplia barriada de chozas junto a las vías del tren situada a las puertas de la ciudad, donde vivían cientos de romaníes, alegando problemas sanitarios.

Unas 400 personas vivían en estructuras improvisadas en el lugar, según grupos activistas, pero muchos se habían marchado al prever la operación policial. El miércoles por la mañana había un ambiente de calma entre los residentes que quedaban.

Miles de romaníes viven en barrios de chabolas en Francia, a menudo sin agua ni electricidad. Suelen afrontar discriminación y desalojos.

Amnistía Internacional instó a las autoridades parisinas a encontrar una solución de alojamiento a largo plazo y señaló que los expulsados podrían convertirse en indigentes en pleno invierno, o simplemente construir un nuevo campamento en otro sitio.

El terreno pertenece a la autoridad ferroviaria nacional SNCF, que rechazó hacer declaraciones.