El nuevo Parlamento de Irak celebra su primera sesión

La sesión se produce en medio de fuertes divisiones políticas y de la amenaza de la insurgencia suní liderada por el Estado Islámico (EI), que el domingo declaró un califato.

Bagdad

El nuevo Parlamento iraquí comenzó hoy su primera sesión con el objetivo de elegir al presidente y los dos vicepresidentes de la Cámara y tratar de llegar a un consenso para formar Gobierno.

La sesión, transmitida en directo por la televisión oficial Al Iraquiya, se produce en medio de fuertes divisiones políticas y de la amenaza de la insurgencia suní liderada por el Estado Islámico (EI), que el domingo declaró un califato.

Los diputados fueron elegidos en las elecciones parlamentarias celebradas el pasado abril, en las que ganó pero sin mayoría la coalición Estado de Derecho, del primer ministro, el chií Nuri al Maliki.

Al comienzo de la reunión, los diputados juraron sus cargos y el parlamentario de mayor edad, Mahdi al Hafez, que preside la sesión, instó a restablecer la seguridad y la estabilidad para lograr "el desarrollo de Irak".

"El último revés de seguridad que ha sufrido Irak debe llegar a su fin para restaurar la estabilidad con el objetivo de avanzar de manera correcta", dijo.

Al Hafez pidió asimismo la unión de los distintos grupos étnicos y religiosos, porque de lo contrario "Irak será débil" e instó a llegar a un acuerdo para afrontar "el gran desafío" actual.

Las diferencias políticas hacen temer por la formación del Gobierno, ya que muchos abogan por un gabinete de unidad nacional, lo que rechaza Al Maliki, que quiere mantener el puesto de primer ministro.