PP presenta en Congreso versión "suave" de ley del aborto

El proyecto del gobernante Partido Popular, que podría entrar en vigor en junio, obliga a las menores de 17 años a contar con el consentimiento paterno para interrumpir su embarazo.

Madrid

El gobernante y conservador Partido Popular (PP) de España registró en el Congreso de los Diputados su polémica reforma puntual de la vigente Ley del Aborto, para asegurar que las menores de 17 años deban contar con el consentimiento paterno a la hora de interrumpir de forma voluntaria su embarazo. La reforma se debatirá en marzo en el Pleno de la Cámara y se espera que entre en vigor en junio, gracias a la mayoría absoluta del PP.

Lo anterior se realizó tras meses de retraso y varios intentos que generaron el desencanto en el propio Grupo Popular, y la marcha del ahora ex ministro de Justicia, Alberto Ruiz-Gallardón, así como críticas en varios sectores de la sociedad española.   

“Yo lo que puedo hacer es anunciar que el portavoz va a anunciar algo pero es una iniciativa suya”, declaró en los pasillos del recinto legislativo el ministro de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad, Alfonso Alonso. Antes, en una radio local dijo que la iniciativa supone “dar un primer paso” para el cumplimiento “explícito del programa electoral del PP”.

Alonso reconoció el debate “muy intenso” que genera esta ley desde el punto de vista social y que cuando se vio la necesidad de abordar la reforma de la ley impulsada por el Gobierno de José Luis Rodríguez Zapatero se planteó que “había roto un consenso sobrevenido en torno a la doctrina del Tribunal Constitucional (TC) del año 1985”.

En ese sentido, recordó que el PP interpuso un recurso ante el TC, “se buscó un texto que no conseguía devolvernos a esa senda de consenso previa” y se abrió un debate en el que las posibilidades de encuentro eran muy difíciles.

Por ello, Alonso insistió en que el grupo popular “va a dar un paso de cumplimiento de compromiso” y el debate sigue abierto porque hay una sentencia pendiente del TC. “Hasta que no se corrija en el sentido de la doctrina del Constitucional este tema no estará cerrado”, indicó.

¿"Puede usted dormir tranquilo"?

Minutos más tarde, en la sesión de control al gobierno, la líder de Unión Progreso y Democracia, Rosa Díez, recordó al presidente Mariano Rajoy que la pobreza energética provoca más de siete mil muertes al año, que hay trece millones de ciudadanos en riesgo de exclusión y que 1'800,000 hogares tienen a todos sus miembros en el desempleo.

“¿Cómo puede usted dormir tranquilo?”, le preguntó al también líder del PP. Rajoy, extraordinariamente tranquilo, como siempre, le respondió: “Garantizar la igualdad de los españoles es uno de los objetivos de este Gobierno”.

Después, ante la insistencia de Díez (“¿no le da vergüenza?”, le recriminó en la réplica), el jefe del Ejecutivo defendió su política de becas, la creación del año pasado de ”400 mil puestos de trabajo” y el carácter “universal y gratuito de la educación y la sanidad”.

La sesión semanal estuvo marcada por las preguntas de la oposición sobre el aumento de la desigualdad en España, uno de los países desarrollados donde más ha aumentado esta brecha en los últimos años.

Precisamente, el líder del Partido Socialista Obrero Español(PSOE), Pedro Sánchez, incidió en este fenómeno, y en especial en las diferencias en los sueldos de hombres y mujeres, para defender la necesidad de una ley de igualdad salarial.

La propuesta no es nueva y Rajoy volvió a negarse, argumentando que la mejor forma de luchar contra la desigualdad es crear empleo y acusando al PSOE de ser el gran responsable del aumento de la brecha, ya que,a su juicio, se produjo en su mayor parte durante la pasada legislatura.

“Usted legisla con la mentalidad de hace 30 años. Usted legisla contra el 50% de la población: las mujeres”, le reprochó Sánchez a Rajoy. En otro tema, Pedro Sánchez, garantizó que si los ex presidentes de la Junta de Andalucía Manuel Chaves y José Antonio Griñán son finalmente imputados por algún delito en el caso de los ERE (Expedientes de Regulación de Empleo), cumplirá su palabra y se les pedirá que abandonen sus escaños.

“Desde luego voy a cumplir con mi palabra. Cuando seproduzca esa imputación con delito, si es que se produce, el PSOE actuará y, por lo tanto, cumpliré con mi palabra”, prometió Sánchez en los pasillos del Congreso. Además, aseguró que no ha habido ningún cambio de criterio en el partido a la hora de exigir responsabilidades políticas por casos de corrupción.

El caso de los ERE es una red de corrupción política vinculada a la Junta de Andalucía, que gobierna el PSOE desde el año 1980. El origen de este escándalo andaluz estuvo en la investigación de la trama de corrupción en la empresa sevillana Mercasevilla, en la que fueron detectadas prejubilaciones aparentemente fraudulentas.