Obama pasará a la historia por restablecer relaciones con Cuba: Cristina K

La presidenta argentina, Cristina Fernández de Kirchner, destacó como la medida "más importante" de los dos mandatos del presidente de EU la nueva política hacia la isla.
Cristina Fernández de Kirchner y Barack Obama en la cumbre de las Américas de Cartagena de Indias, Colombia, en abril de 2012
Cristina Fernández de Kirchner y Barack Obama en la cumbre de las Américas de Cartagena de Indias, Colombia, en abril de 2012 (AFP)

Buenos Aires

El presidente de Estados Unidos, Barack Obama, pasará a la historia por restablecer las relaciones con Cuba tras 53 años, la medida "más importante" de sus dos mandatos, dijo este jueves la mandataria argentina, Cristina Kirchner. Kirchner dijo que felicita a Obama por dar "este importante paso que va a constituir el paso más importante de sus dos Presidencias y si pasa a la historia, pasa por esto", declaró en un acto en la Casa Rosada (sede del gobierno).

Según la presidenta argentina, hablar de "restablecimiento de las relaciones entre Estados Unidos y Cuba es un eufemismo", porque, aseguró, "habría que decir 'el día de la dignidad de los pueblos que no se rinden'". Expresó además su "impacto" porque "ese pequeño gran país, esa islita frente al coloso más grande del mundo hubiera podido sostenerse 53 años".

El acercamiento diplomático entre Washington y La Habana fue celebrado el miércoles por los presidentes sudamericanos, entre ellos Kirchner, que se vieron sorprendidos por la noticia cuando participaban de la 47 Cumbre del bloque aduanero Mercosur en la ciudad argentina de Paraná, 500 km al norte de Buenos Aires.

La presidenta aprovechó el acto en el que hizo anuncios de obras públicas para reiterar el reclamo argentino sobre la soberanía sobre las Islas Malvinas, ocupadas desde 1833 por Gran Bretaña, y expresó su deseo que ese país "se siente a dialogar" sobre el estatuto del archipiélago austral.

"Si los 'yankees' tardaron 53 años en darle la razón a Fidel Castro, esto me lleva a la esperanza de que tal vez algún otro que fue coloso y que ya no lo es tanto, se dé cuenta y se siente también a dialogar con nosotros por la cuestión de la soberanía de las Islas Malvinas", lanzó la presidenta.

En 1982, la dictadura argentina ocupó militarmente las Malvinas y desató una guerra que finalizó con su rendición tras 74 días de combates y un saldo de muertes de 649 argentinos y 255 británicos.