Obama justifica nuevas sanciones contra Rusia

El presidente estadunidense afirmó que Moscú debe darse cuenta de que su política en Ucrania tiene consecuencias en "un debilitamiento de la economía rusa y un creciente aislamiento diplomático".
Barack Obama, durante su intervención hoy en Washington sobre política exterior en Ucrania y  Oriente Medio
Barack Obama, durante su intervención hoy en Washington sobre política exterior en Ucrania y Oriente Medio (AFP)

Washington

El presidente estadunidense Barack Obama declaró hoy que la imposición de nuevas sanciones contra Rusia eran consecuencia de su accionar en Ucrania. "Lo que esperamos es que los líderes rusos se den cuenta de una vez por todas que su accionar en Ucrania tiene consecuencias, fundamentalmente un debilitamiento de la economía rusa y un creciente aislamiento diplomático", dijo Obama durante una breve declaración.

Antes de la declaración de Obama, el Departamento del Tesoro anunció un endurecimiento de las sanciones contra Moscú por la crisis en Ucrania, afectando empresas de defensa, financieras y de energía. El Tesoro dijo que las medidas, el golpe más duro hasta el momento de Washington contra la economía rusa, incluyen sanciones contra la gigante petrolera Rosneft y Gazprombank.

La lista de sanciones estadunidense también incluyen medidas contra los rebeldes de la República Popular de Donetsk y la República Popular de Lugansk, en el este de Ucrania. El anuncio se produjo en momentos en que los líderes de la Unión Europea (UE) también decidieron ampliar las sanciones contra Rusia, según fuentes diplomáticas.

Los jefes de Estado y de gobierno de la Unión Europea (UE) decidieron hoy ampliar las sanciones contra Rusia y adoptaron nuevas medidas punitivas contra entidades rusas a las que responsabilizan de atentar contra la integridad territorial de Ucrania, indicó una fuente diplomática. También decidieron suspender los programas financiados en Rusia por el Banco Europeo de Inversiones (BEI) y el Banco Europeo para la Reconstrucción y el Desarrollo (BERD).

Las nuevas sanciones fueron impuestas luego de más de tres meses de enfrentamientos en Ucrania que han dejado más de 600 muertos y en momentos en que el conflicto amenaza con expandirse a una guerra civil, con potenciales repercusiones en las vecinas naciones europeas. Casi 50 civiles murieron desde el fin de semana en ataques aéreos y de artillería en Donetsk y Kugansk, en la región oriental rusohablante.

Las nuevas "medidas restrictivas" adoptadas por los jefes de Estado y de gobierno, que están reunidos en cumbre en Bruselas, apuntan ahora a "entidades, incluidas las de la Federación de Rusia, que apoyan material o financieramente aquellas acciones que socavan o amenazan la soberanía de Ucrania, su integridad territorial y su independencia", indica el Consejo Europeo en un comunicado.

El Consejo elaborará una lista de entidades y personas que estarían sujetas a estas nuevas sanciones antes de que termine el mes de julio. Los mandatarios, que están reunidos en cumbre en Bruselas, decidieron también pedir al Banco Europeo de Inversiones (BEI) que "suspenda la firma de nuevas operaciones de financiamiento" en Rusia.

Asimismo decidieron coordinar sus posiciones en el seno del Consejo de Gobernadores del Banco Europeo de Reconstrucción y Desarrollo (BERD), entidad del que son accionistas 64 países, entre ellos Rusia, con el objetivo de suspender también las operaciones de financiamiento. Entre las decisiones figura también la de dejar sin efecto el embargo a la compra de material policial por Ucrania, adoptado en febrero por la UE cuando aún estaba en el poder el presidente depuesto Viktor Yanukovich.

Los mandatarios lamentaban "que los cuatro pasos (que pedían a Rusia para bajar la tensión en Ucrania) no se hayan completado (...)" por lo que decidieron "expandir las medidas restrictivas" contra Rusia. Estas cuatro medidas concretas, que reclamaron a Rusia en la cumbre del 27 de junio, eran la liberación de todos los rehenes en la región, la devolución a las autoridades ucranianas de tres puntos fronterizos, negociaciones sobre el plan de paz ucraniano y un cese al fuego.

"No pasó mucho" desde la última cumbre europea, dijo la jefa del gobierno alemán, la canciller alemana Angela Merkel, al llegar hoy a la cumbre. "Los rehenes no fueron liberados, no se devolvió el control de los puestos fronterizos ni se estableció un control fronterizo y el grupo de contacto no está funcionando. Por ello hablaremos de nuevas sanciones", dijo Merkel.

La UE impuso hasta ahora sanciones a unas 72 personalidades rusas y ucranianas implicadas en la "desestabilización de Ucrania" y a quienes les prohibió el visado para ingresar en algún país del bloque y congeló sus haberes, así como a dos entidades de Crimea. Sin embargo no impuso sanciones económicas más importantes, un paso que también tendría consecuencias en las economías de los países del bloque que más lazos tienen con Rusia.

Rusia tildó este jueves las nuevas sanciones adoptadas en su contra por Estados Unidos de "escandalosas" y "totalmente inaceptables" y prometió responder con medidas "dolorosas", según anunció el viceministro ruso de Relaciones Exteriores, Serguei Riabkov.

"La nueva decisión de la administración estadunidense de adoptar sanciones, bajo un pretexto falso y falaz, contra cierto número de entidades y de individuos rusos solo se puede calificar de escandalosa y totalmente inaceptable", declaró, citado por la agencia rusa Interfax. "Confirmamos nuestra intención de tomar medidas que serán recibidas en Washington de forma grave y dolorosa", añadió.