Obama pide arrestar a responsables de violencia en Rep. Centroafricana

En su escala en Senegal durante su viaje a Sudáfrica, el presidente de EU quiso dirigirse al pueblo centroafricano, instó a la calma y a la paz entre las comunidades musulmanas y cristianas, ...
Soldados franceses curan a un centroafricano herido durante la operación de desarme en Bangui
Soldados franceses curan a un centroafricano herido durante la operación de desarme en Bangui (AFP)

Dakar

El presidente estadunidense, Barack Obama, llamó hoy a la calma en la República Centroafricana y pidió el arresto de las personas detrás de la ola de violencia sectaria, informó la Casa Blanca. "Soy el presidente Barack Obama y hoy les quiero hablar directamente a ustedes, el pueblo de la República Centroafricana", dijo Obama en un mensaje grabado durante una escala en Dakar para recargar combustible en vía a Sudáfrica para los funerales de Nelson Mandela, según indicó el consejero adjunto de seguridad nacional estadunidense, Ben Rhodes, a bordo del avión presidencial Air Force One.

El mandatario dijo que el país había vivido en armonía y "en paz entre las diversas y vibrantes comunidades cristianas y musulmanas". "Pero la horrible violencia de los días recientes amenaza al país que aman", advirtió Obama, quien instó a "elegir un camino diferente". Líderes musulmanes y cristianos "están llamando a la calma y a la paz. Yo llamo al gobierno de transición a unirse a estas voces y arrestar a aquellos que están cometiendo crímenes", dijo Obama.

El mensaje del mandatario estadunidense se produce luego de que las tropas francesas comenzaran hoy a desarmar a las milicias en la República Centroafricana, en medio de la ola de violencia sectaria que ha dejado cientos de muertos. Las "cosas se van desarrollando más bien correctamente", indicó el Estado Mayor de las Fuerzas Armadas de Francia. Por la tarde, la misma fuente afirmó que la mayoría de los grupos rebeldes había abandonado sus posiciones para reagruparse en un campo de la capital, por lo cual "la población ya no está bajo amenaza".

"Ya no hay grupos armados patrullando la ciudad", dijo a AFP el coronel Gilles Jaron, portavoz del Estado Mayor. "Muy rápidamente nos dimos cuenta de que estos grupos, en su mayoría, habían abandonado sus posiciones". Casi todos quienes se encontraban aún en las calles fueron desarmados, con la ayuda de la fuerza africana (MISCA) destacada en el país. Por lo tanto, "ya no se registraban combates en Bangui", según la fuente. Los milicianos, sobre todo exrebeldes de la Seleka, se agruparon en el campo Beal en el centro de Bangui, que les fuera asignado por las fuerzas francesas.

Intercambios de disparos tuvieron lugar esta mañana entre militares franceses y hombres armados cerca del aeropuerto de la capital, Bangui. Soldados franceses se han desplegado en la República Centroafricana, donde por mandato de la ONU deben apoyar a la fuerza africana desplegada allí para restablecer la seguridad en ese país, dominado por el caos después de un golpe de Estado en marzo pasado.

La República Centroafricana está sumida en el caos desde que la coalición rebelde Seleka, mayoritariamente musulmana, depuso al presidente François Bozizé en marzo pasado. Un gobierno de transición liderado por un ex rebelde perdió luego el control del país, y grupos rivales cristianos y musulmanes protagonizan desde entonces sangrientos enfrentamientos. Tras la luz verde de la ONU, el ejército francés lanzó una operación en apoyo a una fuerza africana ya presente. París señaló el sábado que el contingente francés sería de 1,600 soldados, 400 más de lo anunciado hasta ahora.