Ataques aéreos en Irak van a continuar: Obama

Durante una conferencia de prensa, el presidente estadunidense afirmó que no será necesaria una misión de rescate a los civiles en el monte Sinyar.
Según el presidente estadunidense, Barack Obama, su conciencia lo impulsó a intervenir en Irak.
(Jacquelyn Martin/AP)

Washington

El presidente de EU, Barack Obama, aseguró hoy que no será necesaria una misión de rescate a los civiles en el monte Sinyar, en el norte de Irak, pero continuarán los bombardeos selectivos contra posiciones yihadistas para proteger al personal y las instalaciones estadunidenses en ese país.

"Hemos roto el sitio del Estado Islámico (EI) sobre el monte Sinyar", dijo Obama en una declaración ante la prensa, en la que anunció que parte de las tropas estadunidenses desplegadas allí volverán a Estados Unidos en los próximos días.

"No esperamos que vaya a haber una operación adicional para evacuar a la gente de la montaña y es poco probable que vaya a ser necesario que continúen las entregas aéreas de ayuda humanitaria en el monte", señaló Obama desde la isla de Martha's Vineyard (Massachusetts), donde se encuentra de vacaciones.

La "mayoría" del personal militar estadunidense que llevó a cabo una evaluación de la situación en la montaña para determinar si se requería un rescate "abandonará Irak en los próximos días", indicó el mandatario.

No obstante, Obama aseguró que el Pentágono "continuará los ataques aéreos" selectivos "para proteger a nuestra gente e instalaciones en Irak", la mayoría de ellos situados en Erbil, la capital del Kurdistán iraquí.

El mandatario subrayó que la situación sigue siendo "grave" para "los iraquíes sujetos al terror de EI en todo el país", por lo que EU seguirá trabajando con sus socios internacionales "para proporcionar ayuda humanitaria a aquellos que están sufriendo en el norte de Irak".

El Pentágono adelantó este miércoles que un equipo de militares estadounidenses se había desplazado durante 24 horas al monte Sinyar y había constatado que muchos desplazados habían podido escapar de la montaña gracias "a los bombardeos selectivos de EU, a la ayuda humanitaria y a los esfuerzos de los soldados kurdos".

Obama aseveró hoy que "el agua y la comida han llegado a aquellos que lo necesitan y que miles de personas han podido ser evacuadas de forma segura cada noche", mientras que los civiles que quedan siguen abandonando la montaña con la ayuda de las tropas kurdas y de civiles yazidíes que están ayudando a sus propias familias a huir.

El presidente instó a todos los iraquíes a "unirse para derrotar a EI" a través de la formación de un nuevo Gobierno encabezado por el chií Haidar Al Abadi, designado como primer ministro el pasado lunes.

"(Al Abadi) todavía tiene una tarea difícil por delante con la formación de Gobierno, pero estamos moderadamente esperanzados de que la situación de Gobierno en Irak se está moviendo en la dirección correcta", señaló Obama.