ONU reclama 415 mdd para ayuda más urgente a Nepal

Naciones Unidas estima que se requieren 415 millones de dólares para financiar en los próximos tres meses la ayuda más urgente a los damnificados por el sismo, que destruyó más de 70 mil viviendas.
Nepaleses hacen cola para obtener ayuda de un helicóptero de la Fuerza Aérea India (IAF) en el distrito de Gorkha, en el norte del país
Nepaleses hacen cola para obtener ayuda de un helicóptero de la Fuerza Aérea India (IAF) en el distrito de Gorkha, en el norte del país (AFP)

Ginebra

La ONU dijo hoy que se requieren 415 millones de dólares para financiar en los próximos tres meses la ayuda más urgente a los damnificados por el devastador terremoto en Nepal, que destruyó más de 70 mil viviendas y dañó medio millón.

Los requerimientos más inmediatos son alojamiento temporal, agua, alimentos, instalaciones de saneamiento básico, atención médica de urgencia, así como protección a las víctimas, especialmente a los más vulnerables, como niños y mujeres. Por el momento, se cifra en más de cinco mil los muertos y en el doble los heridos por el sismo y sus numerosas réplicas, algunas de fuerte intensidad.

Tras el terremoto, la ONU desembolsó de un fondo de emergencia 15 millones de dólares para iniciar su operación de ayuda en Nepal. Realizadas las primeras evaluaciones, la petición de fondos de hoy refleja la magnitud de las necesidades y los importantes desafíos logísticos para el suministro a gran escala de ayuda humanitaria en un país montañoso y con numerosas zonas de difícil acceso.

Se planea que la financiación permita ofrecer un cobijo -aunque precario en muchos casos- a unas 500 mil personas que ahora están a la intemperie a pesar del mal tiempo, recalcó la organización en un comunicado. Uno de sus brazos humanitarios, el Programa Mundial de Alimentos, prepara una operación para distribuir alimentos entre 1.4 millones de personas, incluidas 750 mil en zonas remotas.

Asimismo, se planea proveer de agua potable y de instalaciones de saneamiento a 4.2 millones de personas. Más de dos millones de niños y 525 mil mujeres deben además beneficiarse de programas de protección, según la ONU.