ONU autoriza "todas las medidas necesarias" contra Estado Islámico

El Consejo de Seguridad aprobó hoy por unanimidad un proyecto de resolución presentado por Francia para combatir al grupo yihadista, una semana después de los ataques que dejaron 130 muertos en París.
Ciudadanos encienden velas en la explanada del Chateau des Ducs en Nantes, Francia, en homenaje a las víctimas de los ataques de París
Ciudadanos encienden velas en la explanada del Chateau des Ducs en Nantes, Francia, en homenaje a las víctimas de los ataques de París (AFP)

Nueva York, París

El Consejo de Seguridad de la ONU aprobó hoy por unanimidad un proyecto de resolución presentado por Francia que permite "tomar todas las medidas necesarias" para combatir al grupo Estado Islámico (EI), una semana después de los atentados que dejaron 130 muertos en París, en una nueva jornada de terror por la toma de rehenes que dejó más de 27 muertos en un hotel de la capital de Malí.

La resolución "pide a los Estados que sean capaces de tomar todas las medidas necesarias, de conformidad con las leyes internacionales, y en particular con la Carta de la ONU (...) sobre el territorio controlado por el EI en Siria e Irak".

Los países son llamados a "redoblar esfuerzos y a coordinar sus iniciativas con el fin de prevenir y de frenar los actos terroristas cometidos específicamente" por el EI, así como por otros grupos extremistas asociados a Al Qaeda.

El Consejo califica al EI de "amenaza mundial y sin precedentes contra la paz y la seguridad internacionales" y se declara "determinado a combatir por todos los medios contra esta amenaza".

El ministro francés de Relaciones Exteriores, Laurent Fabius, saludó en un comunicado un texto que "llama a la amplificación de la lucha contra Daesh", acrónimo del EI en árabe.

"Ahora lo que importa es que todos los estados se involucren concretamente en este combate, ya sea que se trate de acción militar, de búsqueda de soluciones políticas o de lucha contra el financiamiento del terrorismo", agrega el texto.

La resolución no otorga una autorización legal expresa para actuar militarmente contra el EI y no invoca el artículo 7 de la carta de la ONU, que prevé el empleo de la fuerza.

Sin embargo, constituye un apoyo político a la campaña contra los yihadistas en Siria y en Irak, que fue intensificada tras los atentados de París, reivindicados por el EI. Los ataques franceses aéreos en Siria tienen base legal en el derecho de un estado a defenderse de un ataque, reconocido por el artículo 51 de la carta de la ONU.

Terror en Mali

Mientras, el mundo vivió una nueva jornada protagonizada por el terrorismo yihadista por la toma de rehenes que dejó más de 27 muertos en un hotel de la capital de Malí, país del centro de África escenario de conflicto entre los islamistas y el gobierno.

Tras nueve horas de infierno, el ataque reivindicado por el grupo yihadista Al Murabitun al Radisson Blu de Bamako, con una clientela internacional, concluyó tras las intervención de fuerzas malíes y extranjeras, sobre todo francesas y estadunidenses.

"Este ataque terrorista abyecto", como lo calificó el secretario general de la ONU, Ban Ki-moon, dejó al menos 27 muertos, según fuentes de seguridad malíes. En el momento del ataque, había 140 clientes y 30 empleados en el establecimiento, informó el grupo hotelero Rezidor, administrador del Radisson Blu. El ataque de Malí tuvo lugar una semana después de la matanza de París, que dejó 130 muertos y al menos 350 heridos, según un nuevo balance.

A propuesta de Francia, el Consejo de Seguridad de la ONU votó por unanimidad una resolución que "pide a los Estados con capacidad de hacerlo que tomen todas las medidas necesarias (...) para redoblar esfuerzos y coordinar sus iniciativas con el fin de prevenir y detener los actos terroristas cometidos" por el EI y otros grupos como Al Qaeda.

El presidente francés, François Hollande, quiere una coalición antiyihadista "ampliada y única". Para ello se reunirá la semana que viene con los dirigentes de Estados Unidos, Rusia y Alemania. Una fuerza internacional liderada por Washington y de la que forma parte Francia ya bombardea al EI en Siria e Irak.

Más controles fronterizos

La UE decidió hoy reforzar de manera "inmediata" los controles en sus fronteras exteriores, incluso para los ciudadanos europeos, y prometió modificar el acuerdo de Schengen de libre circulación de personas dentro del bloque.

Este espacio está compuesto por 22 de los 28 países de la UE, más Noruega, Suiza, Islandia y Liechtenstein. Además, Francia indicó que mantendrá sus propios controles fronterizos "mientras dure la amenaza terrorista".

En París, la fiscalía anunció haber identificado el cuerpo de la francesa de origen marroquí Hasna Aitboulahcen, prima del presunto cerebro de los atentados Abdelhamid Abaaoud, que murió igual que él en el asalto policial del miércoles en Saint-Denis, al norte de la capital.

La mujer no se hizo estallar en el apartamento como se creyó inicialmente, según fuentes policiales. Los investigadores están tratando de identificar un tercer cuerpo, y siguen buscando a Salah Abdeslam, uno de los presuntos autores de los atentados.

Paso por Grecia

Dos de los hombres que detonaron sus cargas en el exterior del Estadio de Francia pasaron por Grecia el 3 de octubre, en medio de los miles de migrantes que huyen de la guerra en Siria, anunció este viernes la fiscalía de París. Hasta ahora se creía que solo había entrado uno, con un pasaporte sirio aparentemente falso.

Esto, sumado a la presencia en Europa de Abaaoud, al que se presumía en Siria, ha suscitado polémica sobre la situación de Europa en materia de seguridad y de cooperación antiterrorista. Abaaoud fue filmado en una estación de metro de Montreuil (este de París) la noche de los atentados, lo que refuerza la hipótesis de su participación en ellos.

Francia prorrogó por tres meses el estado de emergencia, tras aprobación del Senado. Para este fin de semana, las autoridades decretaron un toque de queda excepcional en un barrio de Sens, una ciudad situada a un centenar de kilómetros de París tras el hallazgo de "armas no autorizadas y documentación falsa".

En Bélgica, la justicia inculpó a un sospechoso de haber participado en los atentados en París y liberó a otro que estaba siendo investigado en el caso del kamikaze Hadfi Bilal, anunció hoy la fiscalía.

Ruido y luces

En plena campaña navideña, la amenaza persistente de atentados está haciendo mella en el sector turístico. Basta con darse una vuelta por los Campos Elíseos o la zona de los grandes almacenes para ver que hay mucha menos gente que de costumbre.

Prueba de ello, la caída del 80% de las ventas de entradas a conciertos en comparación con las cifras de años anteriores por estas fechas, según el gremio. Frente al miedo, artistas e intelectuales, como el cantante Charles Aznavour, llamaron a "hacer ruido y encender luces" para recordar el momento exacto de la masacre.

"París, Francia, mundo, ¡en pie! (...) Hagamos ruido y encendamos luces para que entiendan que han perdido", escribieron en una tribuna en la prensa en la que invitan a los parisinos a ocupar las calles, las cafeterías, los bares y a "hacer que se escuche esa música que odian" los yihadistas.

El extranjero también se solidariza. Este fin de semana, la Marsellesa, el himno nacional francés, sonará antes de los partidos de fútbol de los campeonatos de distintos países europeos, entre fuertes medidas de seguridad como las adoptadas para el clásico español Real Madrid-Barcelona.