Pide OCDE políticas para atender falta de agua en AL

El secretario del organismo, José Ángel Gurría, reconoció que la región ha avanzado en el combate al cambio climático, pero enfrenta retos respecto a administración del agua en cantidad y calidad.

Ciudad de México

El secretario general de la OCDE, José Ángel Gurría, instó a los mandatarios de América Latina a trabajar en políticas públicas que beneficien a la región para combatir el cambio climático y la falta de agua que afecta a mil millones de personas en el mundo.

En el marco de la Segunda Edición de la Semana Latinoamericana del Agua, inaugurada por el director general de la Comisión Nacional del Agua (CONAGUA), David Korenfeld Federman, José Ángel Gurría dijo que los países latinoamericanos enfrentan grandes retos en materia de políticas públicas a pesar de los logros obtenidos en el tema económico-social en la última década.

El secretario general de la OCDE insistió en que los países latinoamericanos han alcanzado gran experiencia en el combate al cambio climático pero subrayó que aún es insuficiente.

"A pesar de estos avances hay que enfrentar desafíos cruciales en la administración y utilización del agua; en la OCDE analizamos a 13 países de América Latina y en el tema de la administración del agua concluimos que la región enfrenta cerios desafíos en términos de cantidad y calidad de agua", señaló.

En este contexto, José Ángel Gurría reveló cifras que la OCDE ha recabado, las cuales, evidencian que hay mil millones de personas en el mundo sin acceso a agua potable, lo que genera enormes consecuencias en temas de salud y calidad de vida de esas sociedades.

"Se calcula que en América Latina 36.8 millones de personas hoy siguen sin acceso a fuentes seguras de agua potable y casi 70 millones de personas no tendrán acceso a servicios de saneamiento para el próximo año", indicó.

De esta manera, determinó que la fragmentación institucional es otro de los grandes retos que tiene la región, al ser considerada como uno de los principales obstáculos en el diseño y la implementación de políticas de agua tanto en países con un alto grado de descentralización como Brasil, o en países con una estructura más centralizada como el caso de Chile.

Valoró los esfuerzos del gobierno de México para trabajar en la eliminación de los subsidios a la electricidad y al agua que, dijo, son "regresivos y contraproducentes.

Recordó que en México las sequias y los huracanes afectaron a más de 8 millones de personas entre 1980 y 2007 en las cuales se gastó más de 130 millones de pesos en daños y prejuicios.

La Segunda Edición de la Semana Latinoamericana del Agua tiene por objetivo intercambiar experiencias con países de la región para trabajar en una plataforma única de diagnóstico y solución al cambio climático y al desabasto de agua en la zona; culminará el próximo sábado 28 de junio.