Nuevo video de atentado en Nairobi muestra la sangre fría de los asaltantes

Las imágenes, obtenidas por las cámaras de seguridad del centro comercial de Westgate en la capital de Kenia y obtenidas en exclusiva por la cadena CNN muestran como los asaltantes remataron a las ...

Washington, Nairobi

Imágenes de las cámaras de seguridad del centro comercial de Westgate en Nairobi (Kenia), obtenidas en exclusiva por la cadena CNN, muestran como los asaltantes, que mataron al menos a 67 personas, remataron a las víctimas a sangre fría o las escenas de caos que se vivieron dentro del complejo.

El ataque, que comenzó el 21 de septiembre y se prolongó durante cuatro días, dejó 72 muertos (incluidos cinco terroristas), la mayoría personas que realizaban sus rutinarias compras en un centro comercial conocido como punto de encuentro para la comunidad extranjera en Kenia.

Las imágenes obtenidas por la CNN (bit.ly/1cYcNLP), editadas para evitar herir sensibilidades, muestran desde varios ángulos los primeros momentos del ataque, con escenas de confusión de los clientes, que iniciaron su caótica y desordenada huida al escuchar los primeros disparos.

Los vídeos, que tampoco tienen sonido, muestran como los asaltantes, supuestamente vinculados a la milicia extremista islámica Al Shabab, comenzaron a disparar a quemarropa e indiscriminadamente con sus AK-47.

En una de las imágenes más duras, uno de los heridos, que se estaba desangrando y se arrastraba en busca de ayuda, se esconde tras un mostrador, hasta que uno de los atacantes lo encuentra y lo remata a tiros, una escena que se repite con otras víctimas.

En otro vídeo se puede apreciar como una mujer camina con varios niños heridos, uno de ellos cubierto en sangre, por un supermercado y es sorprendida por uno de los asaltantes, que las obliga a seguirle. Los atacantes iban cubiertos con turbantes y en algunos momentos se les ve usar teléfonos móviles, al tiempo que registraban cada esquina del centro comercial.

Durante sus cuatro jornadas atrincherados en el centro comercial, las cámaras registraron como se relajaban o rezaban, antes de que un asalto final de las Fuerzas Armadas y de seguridad kenianas pusieran fin al atentado.

De otra parte, dos cadáveres carbonizados recuperados ahora del centro comercial Westgate podrían ser "con muchas posibilidades" de dos de los pistoleros. El ataque se convirtió en el peor atentado en suelo keniano desde 1998, cuando Al Qaeda bombardeó la embajada de EU en la capital de Kenia, Nairobi, matando a más de 200 personas.

Ndung'u Gethenji, presidente del Comité de Relaciones Exteriores y Defensa del parlamento, dijo que los cadáveres habían sido recuperados de debajo de los escombros el jueves en una parte del centro comercial que se había derrumbado. "Todo indica que son los atacantes", dijo Gethenji. "La zona en la que estaban excavando es consistente con la zona en la que los hombres armados fueron atrapados en durante la operación".

Rifles automáticos AK-47, de un modelo no utilizado por las fuerzas de seguridad de Kenia, y una granada propulsada por cohete se encontraron cerca de los dos cuerpos, dijo Gethenji, quien preside la investigación parlamentaria sobre posibles fallas de los servicios de inteligencia. "Personalmente, no tengo información concluyente en cuanto a cuántos cuerpos atacantes estamos esperando a buscar", agregó.

Los cadáveres de los dos presuntos pistoleros ahora serán sometidos a los análisis forenses detallados para confirmar sus identidades. Por ahora, los investigadores se refieren a ellos como "camisa de color rosa", "camisa blanca", "camisa negra" y "camisa azul".